Diario del Cesar
Defiende la región

Fracasó otra vez audiencia contra el piloto brasilero

310

Alegando de nuevo la falta de un traductor, fracasó la audiencia de formulación de acusación que ayer debía realizarse ante el Juzgado Único Penal del Circuito Especializado de Valledupar en contra del piloto brasileño Eduardo De Abren Rays, apresado por las autoridades luego de que supuestamente secuestrara una avioneta con $ 2.000 millones en Aguachica, Cesar.

Pese a que durante la solicitud de libertad por vencimiento de términos que días atrás se celebró por el caso, la justicia le dio la razón a la Fiscalía 133 Especializada contra la Organización Criminal, en que el sospechoso entiende y habla el español, durante la vista pública en que se conocería el fundamento factico de los señalamientos, el juez de conocimiento indicó que se debe tener un dominio completo del lenguaje y ya que el mismo extranjero aseguró saber sólo el dialecto básico, no se puede desarrollar la diligencia sin la presencia del interprete.

“La Fiscalía dio cuenta de varios elementos que analizados en conjunto dan a entender que contrario a lo indicado por el mismo Abren, no solo comprende el castellano sino que estaría en capacidad de entender la diligencia. Sin embargo, no podemos dar por sentado la comprensión de este frente a esta fase procesal, menos si al indagarle este refiere que entiende solo con palabras cotidianas y no los conceptos técnicos. Por eso se suspenderá esta audiencia hasta tanto se presente un traductor”, dijo el juez.

Posteriormente definió reprogramar la vista pública para las 2 de la tarde del próximo 18 de marzo, haciendo los requerimientos necesarios a diferentes entidades del orden jurídico nacional, a fin de que se le dé celeridad a un traductor.

 

SEGUIRÁ PRESO EN  ‘LA TRAMACÚA’

A pesar de que el tema del traductor (debatido en la solicitud de libertad) nuevamente empezó a causar tropiezos en el desarrollo del proceso, el juez afirmó que ello nada tiene que ver con la ratificación de la medida de aseguramiento, por lo que el piloto continuará preso en la Cárcel de Alta y Mediana Seguridad de Valledupar, también conocida como ‘La Tramacúa’.

Por el hecho, el extranjero es sindicado de los delitos de apoderamiento ilícito de aeronaves, hurto agravado, tentativa de hurto en relación a una motocicleta, porte de prendas e insignias privativas de las Fuerzas Militares, y porte ilegal de armas de fuego o municiones, los cuales le fueron endilgados durante las audiencias concentradas celebradas el pasado 1 de febrero.

Todo ello a raíz del plagio de la avioneta de la avioneta Piper PA-34 Seneca de matrícula HK 3945 de la empresa Aerogalán que fue secuestrada en la cabecera de la pista del Aeropuerto Hacaritama de Aguachica en la mañana del el 29 de enero del 2018, cuando llevaba $2.000 millones de la empresa de valores Prosegur.