Diario del Cesar
Defiende la región

Rafael María, otro descendiente de ‘El Cacique’ con voz y voto

493

Al igual que sus hermanos, Rafael María Díaz otro hijo de Diomedes que busca su espacio en el canto y a fe que lo está logrando, ya muestra una agenda de muchas contrataciones.

Por
WILLIAM
ROSADO RINCONES

Rafael María Díaz es otro de los vástagos que dejó el ídolo Diomedes Díaz, tan productivo en el folclor como en su prole, este joven como una gran cantidad de descendientes de Él Cacique’ de La Junta, también se inclinó por el canto, siguiendo la trilla de Rafael Santos, Marín Elías,  Diomedes Dionisio,  Luis Ángel, Elder Dayán,  y ‘pare de contar’.

A excepción de los cuatro primeros  que son hermanos de padre y madre, los demás provienen de los distintitos idilios que por montones tuvo el hijo de Carrizal, el secreto y la prueba más  fehaciente de su paternidad parece ser esta, seguir los pasos del padre.

Una tarea no muy fácil por la plana alta que dejó este fuera de serie, que aun después de muerto, su música sigue incólume ante el paso del tiempo, a pesar de eso, estos descendientes, poco a poco han logrado sobrevivir de la música, algunos con más éxitos que otro, pero la herencia también les dejó sus rastros de carisma y cada uno tiene su fanaticada.

Sin dudas, el más aventajado en acogida fue Martín, en lo poco que duró en la tierra demostró que no era una herencia recogida del suelo, sobra repetir la hazaña lograda. Mientras tanto Rafael Santos, tiene las condiciones, a veces ha despreciado los escenarios por otras actividades, pero a la hora de cantar, se le reconocen sus virtudes. Diomedes de Jesús, llegó por inercia a tratar de zanjar el hueco dejado de Martín, es una tarea grande, pero a decir de los seguidores y el cúmulo de contrataciones  va por buen camino, el cuarto hijo del matrimonio con Patricia, Luis Ángel, tal vez sea el más relegado, pero mantiene un público que poco apoco lo anima a seguir adelante.

Diomedes Dionisio ya tiene su experiencia y su público, dicen que le ha faltado madurez con un solo acordeonero, porque las cualidades las tiene, Elder, trae un crecimiento impresionante, supo arrimar a un frondoso  ‘guayacán’, Rolando Ochoa, con él viene avanzando seguro, la experiencia de Ochoa, quien estuvo en dos ocasiones con Martín, es prenda de garantía para ‘arrastrar’ a Dayán a buen puerto.

Volviendo a Rafael María viene realizando un trabajo silencioso, poco se le ve en los medios pero, ya en los carteles de los espectáculos aparece su nombre como un indicativo de que en el reparto de condiciones artísticas de los  herederos de Díaz Maestre, él tiene su parte.

Este mes de Agosto por ejemplo, sus manejadores han sacado la agenda a la luz pública en donde se promocionan actuaciones en: Bogotá, en Cúcuta, Simijaca, Cundinamarca; Ibagué, Guavatá, Santander; y Arbeláez, Cundinamarca. Este itinerario lo cumplirá con su acordeonero David Carreño, en una prueba más de que, “Lo que se hereda no se huerta”.