Diario del Cesar
Defiende la región

Nido de ratas

22

Lo cierto es que este gobierno, que fue votado por tantos con el fin de sacar del ruedo a esos bandidos, no solo los utilizó en campaña para alcanzar el triunfo, sino que serán ellos los poderosos de este gobierno. Dolor de patria…

Esta semana fue muy provechosa para el presidente electo, Gustavo Petro, en términos políticos. Logró, luego de reunirse en Italia con César Gaviria, que el Partido Liberal se declarara partido de gobierno.

La decisión de los rojos no produjo sorpresa; desde hace varios años los liberales tomaron el mismo camino deshonroso que los conservadores: ser partido de gobierno, así el ideario de la nueva administración vaya en contra de los principios, valores e ideología de dichos movimientos.

Muchas fueron las promesas que Gustavo Petro les hizo a los colombianos en campaña; su principal consigna, era la lucha contra la corrupción.

La pregunta que muchos nos hacemos, incluso personas muy cercanas a él, es cómo va a lograr este objetivo si cada día queda más empeñado con lo peor de la clase política.

El Partido Liberal, como la mayoría de los partidos, es un nido de ratas. Para nadie es un secreto que un porcentaje alto de sus congresistas son corruptos y que no votan sin contraprestación.

¿De qué sirven las reformas que van a realizar si seguirán invitando al baile a quienes se han robado nuestros impuestos? Acá refiero unos cuantos ejemplos del prontuario de algunos parlamentarios con quienes sellaron alianza:

  • Senador Mario Castaño: capturado por liderar una de las redes más grandes de corrupción.
  • Senadora Claudia María Pérez Giraldo: cuñada y heredera política del exsenador Eduardo Pulgar, condenado por el delito de tráfico de influencias y cohecho.
  • Senadora Laura Ester Fortich: cuñada y heredera del exsenador Álvaro Ashton, capturado e investigado por corrupción, cartel de la toga y parapolítica.
  • Senador Carlos Chacón: recordado por haber sido parte de la comisión de conciliación de la fallida y vergonzosa reforma a la justicia del gobierno Santos; y quien hundió el estatuto anticorrupción.
  • Representante a la Cámara Julián Peinado: señalado en un escándalo de corrupción de la Alcaldía de Envigado y por vínculos con grupos armados.
  • Representante Andrés Calle: hijo y heredero de Gabriel Calle Demoya, señalado por el senador Ariel Ávila por un entramado de corrupción en Córdoba.

Todos estos movimientos también tienen molesto al senador Gustavo Bolívar. Fueron muchos los años en donde criticó el clientelismo, las alianzas turbias y la corrupción. Hoy está en el mismo lado de quienes se han robado los recursos de la salud, de la educación, de la alimentación escolar. ¿Será que se atragantará con tanto sapo que ha tenido que tragar? ¿Estará emergiendo un nuevo líder de la oposición?

¿Qué estará pensando la vicepresidenta Francia Márquez de esta situación?

Recordemos que ella en campaña sin titubeos manifestó que: “César Gaviria es parte de lo que ha llevado a este país a vivir en la crisis que estamos, en la hambruna, la corrupción, siempre ha estado gobernando a su favor”.

Lo cierto es que este gobierno, que fue votado por tantos con el fin de sacar del ruedo a esos bandidos, no solo los utilizó en campaña para alcanzar el triunfo, sino que serán ellos los poderosos de este gobierno.

Dolor de patria…

*Exdirectora del ICBF