Diario del Cesar
Defiende la región

Todos los partidos se sienten ganadores

252

Los directivos de las colectividades sacaron a relucir sus mejores conocimientos de la aritmética electoral

A la hora de hacer balances electorales es lógico que cada colectividad prefiera ver los vasos medio llenos y no medio vacíos.

Al menos de cara a la opinión pública, porque con toda seguridad cada organización política hará sus reuniones a puerta cerrada para evaluar también en qué se falló.

Fueron varios los voceros partidistas que sacaron a relucir sus mejores conocimientos de la aritmética electoral para exponer por qué se les debería considerar triunfadores.

A través de un comunicado, el Directorio Nacional Conservador (DNC) festejó la victoria de sus candidatos a las gobernaciones de Tolima, Guaviare, Bolívar, Caquetá, Norte de Santander y La Guajira, triplicando así su número de mandatarios seccionales electos frente a los dos de 2015.

Así mismo, candidatos conservadores triunfaron en las ciudades capitales de Montería, Ibagué, Quibdó y Tunja duplicando lo alcanzado en 2015, cuando solo fueron elegidos dos burgomaestres de la colectividad.

Para el DNC, “de los partidos y movimientos que se presentaron a este debate electoral, el Partido Conservador obtuvo la mayor votación en alcaldías en el país, según los datos entregados por la Registraduría. En el mismo sentido aumentamos nuestra votación en asambleas, quedando en el segundo lugar de todos los partidos”.

El comunicado resaltó que “con estos resultados el conservatismos derrotó los pronósticos y demostró que es una de las principales fuerzas regionales del país”.

En la otra tolda tradicional, el secretario general del Partido Liberal, Miguel Ángel Sánchez, sostuvo que es la “primera fuerza política regional en Colombia”, destacando que el liberalismo registró “más de 2.600.000 votos” logrando el “mayor número de gobernaciones y alcaldías a nivel nacional”.

EN CAMBIO RADICAL

Sin embargo, un comunicado de Cambio Radical consideró que es esa colectividad la que “se consolida como la primera fuerza política regional obteniendo un total de 16 gobernaciones y siete alcaldías capitales”.

 “Celebramos estos resultados, es sin duda consecuencia al trabajo que por años este partido ha realizado con esfuerzo y dedicación, demostrando con hechos que sí ejecutamos y le cumplimos a los colombianos”, destacó el director encargado de Cambio Radical, Germán Córdoba.

Según las cuentas de Cambio Radical, ese partido es el que logró más gobernaciones y alcaldías capitales, seguido del Partido Liberal (con 15 gobernaciones y siete alcaldías), del Partido Social de Unidad Nacional, La U (14 gobernaciones y cuatro alcaldías) y el Partido Conservador (12 gobernaciones y seis alcaldías).

“Los diputados, alcaldes municipales y concejales son las bases de nuestra democracia, por eso, con satisfacción celebramos los grandes y alentadores resultados que logramos como partido. Ellos son los que realmente conocen las necesidades de los municipios y departamentos, y con los que se debe trabajar de la mano para fortalecer nuestras regiones”, aseguró Córdoba, quien anunció que desde ya empezará a trabajar con todos los mandatarios, diputados y concejales electos, para que, desde el 1 de enero, fecha en la que se posesionarán, tengan listos su plan de trabajo.

 “El trabajo empieza ya, no hay que esperar hasta el 1 de enero, se deben estructurar los planes de gobierno, ponerle fechas a las metas y a los objetivos; igualmente, los diputados y concejales empezar a trabar en los proyectos que beneficiarán a los departamentos y municipios. No podemos perder un solo minuto y debemos cumplirle a todos los colombianos que creyeron en los candidatos de Cambio Radical”, manifestó Córdoba.

EL PARTIDO DE LA U.

Pero si desde algún partido tienen razones para sacar pecho es La U, dado que no se cumplieron los oráculos que le anticipaban el certificado de defunción.

En su comunicado, La U expuso que duplicó el número de gobernaciones, pasando de siete que obtuvo en 2015, a 15 que tiene parcialmente.

 “El trabajo de recomposición regional, diálogo con las bases y un mensaje con ideas y sin odio ni polarización logró calar en los colombianos. Hoy estamos ante el fortalecimiento de la unidad, de un partido que sigue siendo el de la paz, la reconciliación y la construcción de un nuevo país”, afirmó Aurelio lragorri, director único de dicha colectividad.

“La gente eligió a los que entendieron sus causas, a los que escogieron la Unidad por encima de la polarización, la paz por encima de la guerra. La U se reafirma como el partido de la gente, de las regiones y de la transformación de Colombia”, puntualizó Iragorri.

En cambio el foco de la opinión pública estuvo sobre los resultados poco alentadores, por decirlo en forma suave, del Centro Democrático.

Sin embargo, el senador Ernesto Macías contrastó esa mirada negativa expresando que “no se puede perder lo que no se tiene. Dicen que perdimos la Alcaldía de Bogotá, pero no la teníamos. Dicen que perdimos la Alcaldía de Medellín, pero no la teníamos. Dicen que perdimos la Alcaldía de Cali, pero no la teníamos”.

Macías subrayó el crecimiento del Centro Democrático entre 2015 y 2019, precisando que entonces el partido ganó una gobernación con candidato propio y el domingo llegaron a cuatro con aspirante uribista y tres en coalición, mientras que las alcaldías pasaron de 61 (57 propias y cuatro en coalición) a 191 (120 propias más 71 en coalición).

Por su parte la senadora Paloma Valencia manifestó que “claro que hubiéramos querido ganar Medellín y Bogotá, pero trabajaremos para ganar en el futuro”, señalando que el uribismo creció “mucho en las regionales y seguiremos creciendo. Es un proceso”.

 “Nosotros con política de opinión y sin maquinarias avanzamos o crecimos en las regionales. Yo me siento contenta e ilusionada de que en lo regional el voto de opinión también avance”, agregó.

LA ALIANZA VERDE

En la Alianza Verde, fue el exsenador Antonio Navarro, copresidente de la colectividad, quien sacó cuentas.

Las gobernaciones que Navarro considera verdes son Boyacá (donde la organización política dio el aval principal), Córdoba, Antioquia y Caldas (que tuvieron coaval del partido), así como Magdalena, Huila y Norte de Santander (mandatarios que triunfaron con apoyo de la colectividad).

Son cinco los alcaldes de capitales de departamento con aval principal de la Alianza Verde (Bogotá, Cali, Manizales, Cúcuta y Florencia) y uno con coaval del partido (Popayán). Además, los verdes apoyaron a los vencedores en Villavicencio y Santa Marta.

El del domingo fue “un gran resultado”, anotó Navarro.

El partido Farc solo contaba a un alcalde perteneciente a sus filas (Guillermo Torres –‘Julián Conrado’–, en Turbaco, Bolívar, que tuvo el aval de Colombia Humana-UP), y otro en alianza: Marino Grueso, en Guapi, Cauca, de la coalición Frente Amplio por Guapi (MAIS, UP, Farc, Colombia Humana).

En sus redes sociales el partido MIRA informó su crecimiento en Quindío, Risaralda y Caldas, registrando además concejales que antes no tenían en municipios de Casanare, Bolívar, Cundinamarca, Nariño, Antioquia, Boyacá, Huila, Arauca, Tolima, Cauca y Chocó.