Diario del Cesar
Defiende la región

Mauricio Galofre será condenado por fraude al Cesar

777

A las 9 a. m. del próximo 12 de septiembre, el Juzgado Primero Penal del Circuito de Valledupar con Funciones de Conocimiento dará a conocer la condena que le será impuesta al exjefe de licitación del Grupo Nule, por su presunta responsabilidad en el llamado ‘Carrusel de la Contratación’ en el Cesar, para ejecutar una serie de obras de infraestructura vial en el departamento.

Así se anunció al término de la audiencia de verificación de allanamiento que se realizó en contra de Mauricio Antonio Galofre Amín, quien fue imputado por la Fiscalía82 Especializada de la Dirección contra la Corrupción, por los delitos de falsedad en documento privado y abuso de confianza calificado, de los que solamente aceptó el primero. De ese deriva la sentencia en cuestión.

De acuerdo a la acusación realizada por el ente investigador, el departamento adelantó la Licitación Pública 09 de 2009 cuyo objeto era la “Terminación de la pavimentación de las vías secundarias y terciarias, I etapa fase 2, del grupo 1 (tramo 1 vía terciaria loma Sabaneta-Poponte, desde el kilómetro 6+000 hasta el k+040 en el municipio de Chimichagua y tramo II vía terciaria El Barro- La Curva – Agua Blanca desde el k+800 hasta el k 13+500, en el municipio de San Martin (Cesar)”, que terminó siendo adjudicada a la Unión Temporal Sabaneta, representada por el ya mencionado con un porcentaje de 50%, correspondiéndole el restante a la empresa Mainco S.A., también representada por Galofre Amín.

Sin embargo, según los señalamientos, el 30 de diciembre de 2009 este suscribió el contrato de obra No. 1400 de 2009 por valor de $4.760.207.107con el Cesar, que ante el incumplimiento del propósito a contratar y la no amortización de la totalidad del anticipo, decretó la caducidad del contrato y compulsó copias a la Fiscalía General de la Nación.

“Los socios de la empresa Mainco S.A. denunciaron haber sido suplantados y no tener conocimiento alguno del contrato adjudicado en su favor, respecto del cual se estaba aplicando la sanción de caducidad respectiva. Mauricio Antonio Galofre Amínen su calidad de Ingeniero civil, representante legal de la Unión Temporal Sabaneta, falsificó y usó la carta de información de la Unión temporal denominado contratación con el cliente – certificación de parafiscales, seguridad social, el formulario de información financiera; documentos privados de la empresa Mainco S. A., los cuales fueron usados y presentados como soporte de la propuesta de la Unión Temporal Sabaneta dentro de la licitación ya mencionada”, reza el escrito de acusación.

EL HECHO

Dicha formulación también indica que los hechos tuvieron ocurrencia entre el 1de octubre de 2009, cuando se hizo la convocatoria pública de la licitación, y el 4 de noviembre de 2009, día en que se presentó la propuesta de la Unión Temporal Sabaneta.

Para entonces, el antes mencionado presentó varios papeles que contenían la firma del representante legal de la empresa Mainco S.A Jorge Esteban Moreno Cano, sin contar con autorización alguna. Cabe señalar que el contrato nunca fue ejecutado pese a que el sentenciado recibió un anticipo de $1.260 millones

“Según la teoría de la Fiscalía, él y el representante legal de otra empresa particular, falsificaron los documentos para obtener el pago del anticipo, que a la postre fue devuelto de manera integral a la Gobernación del Cesar, por lo que se precluyó el cargo por abuso de confianza en su totalidad”, explicó su abogado, Hernando Miranda.

De acuerdo con el proceso fiscal que empezó a ser investigado en esta capital, el exdirectivo del Grupo Nule recibió la totalidad de los recursos aportados por la administración departamental y los gastó con total libertad, según lo evidencian los extractos bancarios expedidos por Bancolombia, sin que los recursos llegaran a las obras contratadas.

Sobre Galofre Amín cabe resaltar que está en libertad condicional desde diciembre del 2018 por decisión del Juzgado Cuarto Penal de Ejecución de Penas y Medidas de Seguridad de Cartagena, debido a que ya purgó cerca de 8 años de cárcel de los 17 que suman las condenas que tiene vigentes.

“Ahora él está rehaciendo su vida, su vínculo afectivo y familiar con su hijo y su esposa, ya no funge como ingeniero civil dado que fue sancionado disciplinariamente para ejercer esa profesional y está estudiando contaduría para poder seguir adelante”, acotó su defensor.