Diario del Cesar
Defiende la región

Agoniza proyecto de ley de los ´voltearepas´

9

La razón fundamental es que el proyecto ya se le está acabando el tiempo para que pueda ser discutido. La Constitución señala que un acto legislativo deberá de ser aprobado en dos vueltas, es decir en 8 debates y no podrá ser discutido en sesiones extras.

Esta reforma, que fue radica por congresistas de varios partidos entre ellos la bancada del petrismo, está apenas para su segundo de los cuatro debates que deberá tener antes del 20 de junio cuando es el cierre de las sesiones ordinarias. El proyecto entró por la Cámara de Representantes y ya fue aprobado en la Comisión Primera, y está en discusión en la plenaria, en donde no pudo alcanzar el quorum necesario para abrir su discusión en la sesión del martes. Al momento de empezar a votar los impedimentos, que se calcula será más de 40, no hubo los votos necesarios para mantener activa la sesión.

Eso significó que el proyecto de inmediato pasó para la otra semana, cuando se volverá a discutir en la plenaria a la espera de tener los votos necesarios. Aunque se pensó que sería incluido en el orden del día del jueves 16 de mayo, así no sucedió porque esa sesión se dedicará a proyectos relacionados con la juventud.

Si el acto legislativo la próxima semana, pasará al Senado de la República para sus otros dos debates, el inconveniente grave que tiene el proyecto es que deberá esperar quince días para que llegue a esa corporación, en promedio sería no antes del 5 de junio.

Estando ya en el Senado, el proyecto será enviado a la Comisión Primera, en donde se deberán asignar los ponentes y se deberá programar al menos una audiencia pública. En ese orden la ponencia para tercer debate estaría en la segunda semana de junio y de ser aprobada, tendrá que esperar una semana para llagar a la plenaria, en donde se debe tener una ponencia, de darse esto sería en promedio después del 17 de junio, lo cual dejaría la reforma constitucional muy justa en su tiempo máximo.

El controvertido proyecto tiene un solo artículo, en cual se precisa que “a la entrada en vigencia del presente acto legislativo, autorícese, por una sola vez, a los miembros de los Cuerpos Colegiados de elección popular, o a quienes hubieren renunciado a su curul con anterioridad, a inscribirse en un partido o movimiento político distinto al que los avaló, sin renunciar a la curul o incurrir en doble militancia”.

Si se alcanza a dar el cuarto debate, el proyecto de acto legislativo pasa a su segunda vuelta, la cual se deberá dar después del 20 de julio a la espera de cuatro debates más, momento en que se deberá tener la llamada votación calificada, es decir la tres cuartas partes tanto en las comisiones primeras como en la plenaria. Luego de cumplir todo ese camino sí sería una reforma constitucional.