Diario del Cesar
Defiende la región

Otty Patiño advierte al ELN por secuestros: “proceso de paz será cada vez más inviable”

24

El jefe negociador del Gobierno con el ELN reconoció que, si el grupo al margen de la ley sigue practicando el secuestro en Colombia, no se podrá acabar el conflicto en el país.

Otty Patiño, jefe negociador del Gobierno con el ELN, conversó con W Fin De Semana a propósito del llamado a una reunión extraordinaria a la que citaron a la guerrilla para abordar, entre otros temas, el fin del secuestro en Colombia.

“Son muchas las víctimas del ELN: el reclutamiento, la extorsión, el minado. Si este tema (el secuestro) se aborda seriamente, seguramente será más fácil avocar otros tipos de delitos que las víctimas están reclamando que se terminen”, afirmó.

“Mientras estén agarrados a estas prácticas, se elimina cualquier posibilidad de que se termine el conflicto”, agregó.

Si el ELN sigue con el secuestro, ¿se acaba el proceso de paz?

El jefe negociador del Gobierno fue claro. Expresó que, si el ELN sigue con estas prácticas que afectan a la población, “será cada vez más inviable” seguir en una mesa de negociación.

“No generaremos un ultimátum, pero el proceso se acaba cuando la población así lo diga. Se acaba por la falta de credibilidad (al ELN), pero no por la vocación de paz del Gobierno”,

Por otro lado, mencionó que el fin de esta reunión previo al inicio del quinto ciclo de negociación en México, es por la crisis que se generó tras el secuestro y posterior liberación del papá de Luis Díaz, jugador de la Selección Colombia.

“Se debe resolver una crisis que se abrió con el secuestro y liberación del papá de Luis Díaz. Ese hecho puso en el tapete una reflexión: la confesión de que sí lo habían secuestrado y el reconocimiento del error”, dijo.

“¿Por qué fue un error: porque era el papá de Luis Díaz? ¿por qué otros secuestros no los consideran errores?”, cuestionó.

De la misma manera, Patiño aclaró que con el nuevo ciclo de diálogos en México espera que “se cierre la discusión sobre la finalización del conflicto”. No obstante, aclaro que eso “no quiere decir que vayamos a firmar la paz”.