Diario del Cesar
Defiende la región

Duque calificó de “matoneo empresarial” las declaraciones de alcalde de Medellín

120

Las declaraciones del alcalde de Medellín, Daniel Quintero Calle, al relacionar al empresariado paisa con las mafias, siguen generando reacciones.

Este lunes festivo fue el propio presidente Iván Duque quien salió en defensa de los empresarios, y sin mencionar a Quintero Calle, se refirió a sus declaraciones como “matoneo”.

En su cuenta oficial de Twitter, el mandatario escribió: “El matoneo de políticos a la iniciativa privada, a los emprendedores y a las empresas es propio de los métodos fracasados del Socialismo del Siglo XXI. No a la estigmatización empresarial, ni a las expropiaciones, ni al odio de clases que ha arruinado varios países de la región”.

Ya lo había hecho el expresidente Álvaro Uribe, jefe del Centro Democrático, con quien Quintero Calle mantiene diferencias políticas profundas por cuenta del proceso de revocatoria a su mandato que impulsa el uribismo en la capital paisa.

“¡Cuántos venezolanos quisieran tener las empresas y los empresarios que el Alcalde de Medellín ofende a menudo!. Los resentidos socialistas y sus colaboradores esconden su corrupción y sus fracasos con descrédito calumnioso a la actividad privada y a defensores de la democracia”, escribió Uribe en la misma red social.

El Alcalde de Medellín dijo este fin de semana en entrevista con la revista Semana: “Aquí lo que había era unos carteles, unas mafias, donde se sumaban el GEA, el uribismo, el fajardismo, y todos tenían un acuerdo de hacerse pasito y llegó alguien independiente, puso el dedo en la llaga y eso les ha dolido mucho”.

En otros apartes de esa entrevista, Quintero Calle agregó: “Ellos son carteles en cierta medida, en el sentido de que se asocian para conseguir sus objetivos y muchos no son objetivos honestos. ¿Dígame cómo se puede considerar honesto que los responsables de Hidroituango no pagaron? Estas empresas y estos políticos se unieron para que esto pasara. Entonces, se comportan como carteles y a los carteles hay que decirles lo que son exactamente”, señaló Quintero Calle en la entrevista.

Y dijo: “Estamos en mora de que la SuperSociedades intervenga y revise qué está pasando, si ellos son grupo o no, porque la única forma como ese grupo podía mantener ese modelo era creando al mismo tiempo un cartel político que les evitaba que fueran investigados y que constituye lo que hoy se llama el GEA”.

Por sus declaraciones, el Grupo Argos ya estudia demandas por injuria y calumnia, además de pánico económico, mientras que el Grupo Empresarial Antioqueño también anunció que estudia acciones legales contra el mandatario de Medellín.

También se pronunció Proantioquia, que dijo en un comunicado dijo que comparar a las empresas paisas con una cartel de droga es “una falta de respeto con empleados, accionistas, proveedores y clientes, además de un despropósito y una bajeza”.

“Esparcir una narrativa con falsedades y engaños, con el único fin de beneficiar una agenda propia y no para el bien común, es muy peligroso porque destruye el capital social y fractura la necesaria confianza en la que pierden el progreso, la democracia y la sociedad entera”, dice el comunicado de Proantioquia.

/Colprensa