Diario del Cesar
Defiende la región

Técnico de fútbol sindicado de violar a menor seguirá preso 

103

Para el próximo primero de octubre quedó programada la continuación del juicio oral contra el entrenador de fútbol, Javier Molano, de 23 años, quien al parecer, abusaba de un menor aprovechándose de que era su alumno en la escuela de formación que lideraba en Aguachica, localizado al sur del departamento.

Así lo determinó el Juzgado Tercero Promiscuo Municipal de Aguachica con funciones de control de garantías, en audiencia realizada ayer, en la cual se negó la solicitud de la defensa de sustituir la medida de aseguramiento intramural al procesado por otra no privativa de la libertad.

El abogado defensor del presunto abusador pidió la sustitución de medida de aseguramiento por considerar que esta había cumplido un año y podía acudir a que le sustituyeran la medida.

Los abogados Carlos Mauricio Ramírez Gaitán y Ángela Hernández Sánchez, bancada en representación de las víctimas, explicaron su posición.

“Nos opusimos a través de dos peticiones: primero, solicitamos una prórroga de medida de aseguramiento actual un año más y, en segunda medida, nos opusimos en razón a que no se daban los términos porque la defensa no había concurrido a algunas audiencias”, expresó Ramírez Gaitán.

Molano fue capturado en mayo de 2019 en la carrera 30 con calle 11 del barrio San Eduardo, por uniformados de la Unidad Básica de Investigación Criminal de la Seccional de Protección de la Policía Nacional en el Cesar, en coordinación con la Fiscalía General de la Nación, en atención a una orden de captura que pesaba en su contra por requerimiento del Juzgado Promiscuo Municipal de San Martin.

Según lo indicado por las autoridades, fue la denuncia instaurada por parte de familiares de niños que hacían parte de una escuela de fútbol de la población inicialmente mencionada, en la que aseguraban que dos niños eran sometidos abusos sexuales por parte de su entrenador, lo que llevó a que estos abrieran una investigación.

En medio de esa labor, los funcionarios a cargo de las pesquisas lograron establecer que el antes mencionado, presuntamente, aprovechándose de la autoridad que ejercía sobre sus alumnos al ser su entrenador, los engañaba y amenazaba para obligarlos a satisfacer sus deseos sexuales. De ese modo logró acceder sexualmente a los dos menores.

La Fiscalía lo acusa como presunto responsable del delito de acceso carnal abusivo con menor de 14 años.