Diario del Cesar
Defiende la región

No lo quieren para una reelección

249

Partidos opositores y organizaciones civiles protestaron ayer en Bolivia contra la candidatura del presidente Evo Morales para un cuarto mandato en las elecciones de octubre, en el tercer aniversario del referendo que rechazó su postulación.

Las primeras marchas callejeras, con banderas bolivianas y vítores por la consulta popular del 21 de febrero de 2016, comenzaron en la mañana en las ciudades de Tarija (sur) y Sucre (sureste), y se extenderán al anochecer a La Paz, Santa Cruz (este), Cochabamba (centro), Trinidad (noreste), Potosí (suroeste) y Cobija (norte).

En el referendo de 2016, el 51,34% de los bolivianos votó en contra de reformar la Constitución para permitirle a Morales presentarse a un nuevo periodo de cinco años en los comicios de octubre de 2019.

Pero el mandatario indígena, el más longevo de América con 13 años en el poder, logró en noviembre de 2017 que el Tribunal Constitucional lo habilitara para buscar la reelección de manera indefinida, con el argumento de que amparaba sus derechos humanos.

Toda la oposición señala que el hecho de que Morales se presente de nuevo a las elecciones viola los resultados del referendo del 21F, pero no ha logrado impedir su nueva candidatura.

Centenares de personas marcharon este jueves de manera pacífica en Sucre, mientras que en Tarija los manifestantes bailaron en la plaza de armas con música folclórica.

La ciudad de Santa Cruz, baluarte opositor, tiene previsto recolectar firmas para enviarlas a los presidentes Iván Duque, de Colombia, y Jair Bolsonaro, de Brasil, países garantes de la Constitución boliviana de 2009, que sigue vigente.