Diario del Cesar
Defiende la región

Hidroituango tendría la energía disponible para la subasta: EPM

274

Empresas Públicas de Medellín (EPM) se pronunció frente a la polémica por su participación en el proceso de subasta por cargo de confiabilidad que se realizará el próximo 28 de febrero y con la que el Gobierno Nacional espera garantizar la energía a futuro en el país.

“EPM participará en todos los mecanismos comerciales que le permitan poner al servicio del país esta planta y, además, garantizar la sostenibilidad financiera del proyecto”, señaló EPM.

De acuerdo con la compañía, desde el año pasado se convocó a esta subasta la cual tiene unas reglas claras y un cronograma que es conocido ampliamente por el mercado, por lo que no desistirán en participar del proceso.

En ese sentido, EPM argumentó que desde junio de 2018 se informó que el proyecto de Hidroituango tenía un atraso estimado en tres años, por lo que resaltó que esa proyección se mantiene por el avance que han tenido con la contingencia, lo cual le permitiría cumplir con la entrega de energía al país.

“Con base en las proyecciones de generación, Hidroituango tendría energía firme disponible para la subasta en cuestión, cuyo compromiso inicia un año después de la expectativa de entrada en operación. Hasta este momento se viene cumpliendo con el cronograma de la subasta”, indicó EPM.

No obstante, este anunció de la compañía ha generado una polémica en el sector. La Asociación Nacional de Empresas Generadoras (Andeg) mostró su preocupación ante el anunció de EPM porque en parte la subasta busca mitigarlos posibles efectos que puede tener sobre el sistema eléctrico del país los retrasos que se vienen registrando con Hidroituango.

 “Para el gremio es bastante paradójico que con el anuncio de EPM sería el mismo proyecto de Hidroituango el cual tenga una alta probabilidad de salir ganador de esta subasta, justamente con la energía proveniente del mismo proyecto en mención. Algo que sin duda genera incertidumbre para el sistema eléctrico nacional”, indicó Alejandro Castañeda, presidente de Andeg.

De acuerdo con el gremio, teniendo en cuenta que el proyecto de Hidroituango entraría a operar en 2021 no sería necesario realizar la subasta porque no se presentaría déficit alguno de energía en 2022, no obstante, cuestionan que este hecho deje en incertidumbre al país.

 “De continuar con la subasta, frente a la situación en la que estamos hoy, podríamos tener una sobre instalación de energía que impactaría a los usuarios, quienes se verían abocados a enfrentar alzas en la tarifas”, señaló Castañeda.

Colprensa