Diario del Cesar
Defiende la región

Vallenatos piden ‘claridad’ a Alumbrado Público por el deficiente y costoso servicio

53

POR:
EDUARDO
MOSCOTE SIERRA

Postes en mal estado e irregularidades en el servicio de alumbrado público, son denuncias que ciudadanos de Valledupar han dado a conocer con mucha fuerza durante los primeros 14 días del 2020.  Sectores a oscuras y con intermitencia es un claro panorama de la situación.

Don Alberto, Candelaria Sur,  Divino Niño, Ichagua, Garupal Tayrona, San Joaquín, La Popa, La Nevada entre otros, son sectores que han dado a conocer la problemática en este tema el cual, asegura, incremente la inseguridad al convertirse en puntos de ‘camuflaje’ para el delincuente.

Algunos se cuestionan si la Oficina de Alumbrado Público existe en la capital del Cesar, pues pese a las quejas, manifiestan, es lento el actuar de este organismo.

Carlos Felipe Quintero, manifiesta que Valledupar es una de las ciudades más oscuras del país. Por lo que se debe adelantar – como prioridad – revisiones en la concesión de alumbrado público.

“Vivimos en las tinieblas a expensas de la delincuencia, por esos estos trabajos deben ser urgentes.  Después de 6:00 p.m. la ciudad queda totalmente en tinieblas. Las autoridades deben hacer un recorrido por las calles, avenidas y barrios para que combatan estas anomalías”, aclaró Quintero.

SE ESTÁN ATENDIENDO LOS LLAMADOS

Desde la oficina de Alumbrado Público de Valledupar, informaron que hasta el momento han atendido los llamados de usuarios que reportan problemas en las conexiones eléctricas.  Además indicaron que durante el 2020 han identificado 31 órdenes reportadas.

Los trabajos habrían iniciado en los barrios Sicarare, Las Palmas, San Joaquín y OGB con el fin de garantizar tranquilidad a la comunidad.

“Estamos realizando mantenimientos correctivos de luminarias en los sectores que nos han notificado.  Estamos atentos a cualquier otro llamado para dejar una ciudad con brillo y luz”.

Sin embargo, anunciaron que algunos inconvenientes son el resultado de acciones de actos vandálicos de personas inescrupulosas; así se han identificado anomalías en la carrera cuarta, detrás de la fábrica DPA y  carrera novena.

“La denuncia es entorno al hurto de 1.400 metros de cable de aluminio serie 8.000, distribuido en 2 líneas y de 700 metros de cable de cobre correspondiente a una línea. Por tanto, hemos procedido con los trámites de denuncia ante las autoridades competentes y a la espera de que el municipio autorice expresamente la reposición del cable hurtado”.