Diario del Cesar
Defiende la región

Con honores despidieron al cadete Fuentes Yepes

336

 A las 3 de la tarde trasladaron los restos mortales a la iglesia La Catedral y luego los condujeron a un cementerio ubicado en la vía que comunica esta ciudad con el corregimiento Valencia de Jesús.

Sentimientos de dolor, impotencia e inconformidad, se evidenciaron ayer en las honras fúnebres del cadete vallenato, Andrés David Fuentes Yepes, una de las víctimas mortales que dejó el ataque el con carro bomba, cometido por la guerrilla del Eln, en la Escuela  General Santander de la Policía Nacional,  el pasado 17 de enero en la capital del país.

El cuerpo del joven de 24 años, llegó al aeropuerto Alfonso López Pumarejo de Valledupar, promediando las 10 de la mañana de ayer.

El féretro estaba cubierto con la bandera de Colombia y era esperado por varios miembros de la institución, quienes realizaron una calle de honor.

Decena de allegados de Fuentes Yepes también hicieron presencia en el terminal aeroportuario y con pancartas que llevaban mensajes como ‘Andrés Vives’, demostraron la aflicción que los embargaban por su trágica muerte. Un amigo del cadete aseguró que el sueño de él era convertirse en coronel de la Policía, ilusión que fue frustrada por el acto terrorista.

La comitiva de la Policía estaba encabezada por el Brigadier General Juan Libreros, director de la Escuela de Cadetes y excomandante del departamento del Cesar, quien tomó la vocería y se pronunció ante los medios de comunicación de la ciudad.

“Estamos en representación de nuestro director general, Óscar Atehortúa Duque; de nuestro subdirector general, Gustavo Alberto Moreno Maldonado, y todo el cuerpo de generales, y 183.000 policías de este país que hoy lloran el lamentable fallecimiento de nuestros 22 cadetes, entre ellos quien era oriundo de la capital del Cesar. Estamos prestando todo el acompañamiento a su familia desde el mismo momento en que ocurrieron los hechos en Bogotá y hoy con todos los honores que corresponde, realizaremos el sepelio de nuestro cadete. Él estuvo algo delicado, inicialmente en la unidad de cuidados intensivos del Hospital Central de la Policía Nacional y posteriormente al del Hospital Simón Bolívar de Bogotá, donde recibió todas las atenciones correspondientes pero debido a su muy delicado estado de salud, falleció el día viernes” aseguró.

Agregó además que “en este momento no tenemos ningún cadete hospitalizado; hoy lunes ingresarán todos los cadetes y alféreces a la Escuela de Policía General Santander y se le va a dar todo el acompañamiento psicosocial y emocional que requieren los cadetes y el personal de planta de la escuela.

En estos momentos, esperamos que mañana se reciban 942 cadetes y alféreces. Hasta el momento no se ha recibido ninguna solicitud de retiro de cadetes y el día de hoy estaremos con todo el mando institucional y de generales, en cabeza de nuestro director general, recibiéndolos. Vamos a tener una reunión con los padres de familia y un apoyo importante por parte de la dirección de sanidad y de bienestar social de la Policía Nacional.

Es un hecho lamentable la pérdida de un hijo, sin duda es algo triste e irreparable, pero a la familia queremos decirle que la Policía Nacional los acompaña, los rodea y que seguiremos siendo su familia” concluyó el oficial.

Los restos mortales fueron trasladados a la vivienda de sus padres, ubicada en el barrio Villa Jaidith, sur de esta capital, donde llegaron cientos de personas a dar las condolencias, luego a las 3 de la tarde llevaron el féretro a la iglesia Catedral, donde realizaron la eucaristía; en dicho acto litúrgico eran evidentes los rostros de desolación por parte de sus seres queridos.

Las exequias se efectuaron al finalizar la tarde de ayer, en un cementerio ubicado en la vía que de Valledupar conduce al corregimiento de Valencia de Jesús.

80%
Awesome
  • Design