Diario del Cesar
Defiende la región

Condenan a los asesinos de joven muerto en atraco

88

A  36 años y seis meses de prisión fueron condenados: Emanuel Bermúdez Fuentes y Javier Enrique Infante López, señalados como los responsables de la muerte de Luis Felipe Portillo Cera, de 21 años, víctima de un atraco a mano armada en el barrio Gaitán de Valledupar.

La sentencia fue proferida por el Juzgado cuarto Penal del Circuito con Funciones de Conocimiento, en virtud a la aceptación que los procesados realizaron a los cargos que le formuló la Fiscalía 9 Seccional, por los delitos de homicidio agravado, fabricación, tráfico y  porte ilegal de arma de fuego accesorios, partes o municiones en con curso de hurto calificado agravado.

Los responsables de los hechos ocurridos en la carrera 13 n° 18-05 del sector de la ciudad el 16 de enero del 2016, son dos de los involucrados en el altercado, toda vez que las autoridades desconocen el paradero del conductor del taxi que hizo parte del hurto.

“Los sujetos intimidaron con arma de fuego a un grupo de jóvenes que se encontraban conversando en la carrera 13 n° 18-05 del barrio Gaitán de esta ciudad con el fin de hurtarle sus pertenencias pero como estos corrieron, estos decidieron seguirlos intentando llegar donde las víctimas habían buscado refugio y al conseguirlo le dispararon a  Luis Felipe Portillo Cera, heridas que le produjeron la muerte y no bastando con esto los delincuentes decidieron hurtarse un televisor y un celular que se encontraban en la sala de esta vivienda, por tal motivo queda claramente las conductas punibles de homicidio agravado, fabricación, tráfico y  porte ilegal de arma de fuego accesorios, partes o municiones en con curso de hurto calificado agravado”, señaló el togado en la audiencia de lectura de sentencia condenatoria.

Ante la decisión del juez la madres de Portillo Cera, María Cera Barragán, explicó que ella perdonó a los hoy culpables de los hechos. “Bueno yo me siento muy satisfecha porque se hizo justicia, puesto que yo estaba preocupada por esta situación porque habían aplazado la audiencia en cuatro ocasiones y hoy por fin se hace justicia porque mi hijo era un joven muy sano para que lo mataran”, contó.