Diario del Cesar
Defiende la región

Hombre se suicidó con veneno para ratas en Curumaní

583

DEJÓ UN MENSAJE DE DESPEDIDA EN EL ESTADO DE WHATSAPP

 “Perdónenme a todos los que ofendí, ya me voy a descansar” con este mensaje que dejó en el estado de Whatsapp, Germán Pardo Galvis se despidió de sus seres queridos y allegados, segundos antes de ingerir un veneno para ratas.

El caso se produjo en el sector Las Vegas, ubicado en el municipio de Curumaní, el pasado jueves al mediodía. El hombre de 36 años fue hallado en pésimas condiciones de salud en un lote ubicado a escasos metros del  establecimiento comercial donde laboraba.

Pardo Galvis oriundo de Aguachica,  fue conducido hasta el hospital local donde los galenos le realizaran la respectiva valoración y luego de observar que su vida corría peligro debido a la sustancia tóxica que ingirió, lo remitieron a la clínica Pediátrica Simón Bolívar  de Valledupar, donde permaneció pocas horas con vida. Su deceso se produjo ayer a las 2 de la mañana.

Este medio de comunicación dialogó con una hermana del suicida, quien prefirió omitir su identidad y aseguró que su pariente venía deprimido desde que fue despedido del cargo como jefe de personal  que ocupaba en el reconocido restaurante de  razón social ‘El Transportador’.

“Germán tuvo un problema con una compañera de trabajo, a raíz de eso lo despidieron, venía deprimido hace algunos días por eso. Ese día fue a recoger unas cosas que dejó guardada en el restaurante, después se fue para un sitio cerca, escribió un mensaje en el estado de Whatsapp y luego se tomó el veneno” aseveró la familiar de Germán Pardo, quien había atentado intentado meses atrás acabar con su humanidad, mediante la misma modalidad.

Uniformados de la Sijín de la Policía Nacional, realizaron la inspección técnica al cadáver y lo trasladaron a la morgue de Curumaní donde practicaron la necropsia de rigor.

Cabe resaltar que en lo que va corrido del año, 12 personas se han suicidado en el Cesar y 3 en la capital del Cesar.