Diario del Cesar
Defiende la región

Condenan a la nación por retención injusta de supuesto miembro de las Farc

156

Con declaraciones de reinsertados y un informe de policía judicial, el 24 de agosto de 2003, la Fiscalía capturó a William Sofanor Coronado, a quien señalaron como presunto miembro de las extintas Farc.

Pese a que el ente acusador decía tener pruebas en su contra el Juzgado Segundo Penal del Circuito de Sincelejo desestimó los argumentos y lo absolvió. La decisión fue ratificada por la Sala Penal del Tribunal Superior del Distrito Judicial de Sincelejo.

Tras esto, William y su familia decidieron interponer una acción legal para ser reparados. El acto llegó al Consejo de Estado y éste además de ratificar la decisión de las autoridades judiciales, determinó que la Nación en cabeza de la Fiscalía era responsable por la detención injusta del hombre.

“La Sección Tercera del Consejo de Estado no descartaba la aplicación de la falla del servicio para la declaración de responsabilidad estatal por privación injusta de la libertad. Así lo ha declarado en asuntos donde resulta evidente que se trata de una detención ilegal o arbitraria, en eventos de homonimia o cuando se trata de capturas realizadas para efectos de indagatoria, surtidas las cuales, no se dicta una medida de aseguramiento en contra del imputado en el término legal”, señaló la providencia.

Para la Sección Tercera del Consejo de Estado, la Fiscalía no habría cumplido con sus deberes funcionales en el ejercicio de la acción penal, “en la medida que no examinó con suficiente cuidado las pruebas que reposaban en el expediente, debiendo ahondar en ello para establecer la relación del señor William Sofanor Coronado Alfaro con el grupo FARC”

Así las cosas, el Estado debe cancelar una suma superior a los 100 millones de pesos, por daños y perjuicios dado que “el informe de inteligencia referenciado, debe descartarse como indicio grave de responsabilidad en contra del señor Coronado Alfaro, como autor del delito de rebelión y, en consecuencia, como fundamento de la detención preventiva ordenada en su contra”.

BOGOTÁ (Colprensa).