Diario del Cesar
Defiende la región

A la cárcel venezolano que quemó a bebé de 6 meses con un cigarrillo

247

Por decisión de la justicia, a prisión fue enviado el joven venezolano que, según las autoridades, fue quien le propinó graves quemaduras a su hijastro, un bebé de tan solo seis meses de nacido, en hechos ocurridos el pasado jueves en una humilde vivienda del sector del Nueve de Marzo, ubicado sobre la margen derecha del río Guatapurí, en Valledupar.

Se trata de Darwin José Soturno Bravo, de 25 años, quien fue capturado por miembros del Cuerpo Técnico de Investigación y de la Seccional de Investigación Criminal (Sijín)Policía Nacional en la carrera 14 con calle 16, en el centro de esta capital, en atención a una orden judicial expedida en su contra un día después del hecho.

Lo anterior deriva de la denuncia interpuesta por la madre del pequeño, quien lo señaló de ser quien le infligió varias heridas con un cigarrillo a su hijo, quien permanece internado en la unidad de pediatría del Hospital Rosario Pumarejo de López con varias quemaduras de segundo y tercer grado que ocupan el 16 % de su cuerpo.

El venezolano fue presentado ante el Juzgado Segundo Penal Municipal con Funciones de Control de Garantías por parte de la Fiscalía 31 Local URI, quien le imputó cargos en calidad de autor del delito de violencia intrafamiliar agravada, al que no se allanó.

LA ACUSACIÓN

De acuerdo a lo informado por el ente investigador en las audiencias concentradas que se surtieron en el Palacio de Justicia de esta capital, la madre del menor indicó que aproximadamente las 5 a. m. del 15 de agosto, salió a acompañar a su hermana de 15 años a una cita médica, dejando a sus tres hijos al cuidado de Darwin, quien era su compañero sentimental.

Sin embargo, al regresar a la vivienda cuando daban las 10:10 a. m., su niño de siete años le dijo que el bebé estaba botando ‘agüita’ por el ojo, que corriera porque estaba todo quemado y cuando ella fue hasta donde estaba la criatura, lo encontró solo, defecado y llorando, por lo que rápidamente procedió a bañarlo, cambiarlo y llevarlo al centro asistencial en mención, para que fuera atendido.

“Al llegar allí, el personal médico le pregunta cómo habían ocurrido los quemaduras al menor y ella responde que como no estaba en la casa, no lo sabía. Llama a su madre y esta le dijo que su nieta vio cuando Darwin José Soturno lo quemó con un cigarrillo en la boca, los labios, cachetes, ojos, barriga, espalda y con un encendedor le quemó la mano; que lo pellizcaba duro en el cachete y le daba cachetadas. Así mismo, indica la abuela que la niña le decía (al agresor) que dejara quieto al bebé porque le estaba doliendo, pero este la mandó a callar y la amenazó con matarla a ella y sus hermanos si decía lo sucedido”, relató la Fiscalía.

ANTECEDENTES DE VIOLENCIA

También mencionó que según el dicho de la progenitora, su compañero sentimental también había tenido conductas violentas con ellos anteriormente, que la agredía todos los días y que lo que pudo haber motivado el ataque al bebé es que días antes ella le había dicho que se fuera de la casa porque no quería vivir más con él.

“En ese momento su reacción fue diferente a las otras veces donde se mostraba muy violento; solo la empujó y le dijo que el día siguiente iría a recoger su ropa. El menor fue remitido al Instituto de Medicina Legal de esta ciudad y fue valorado el 16 de agosto por un médico forense, que dejó plasmado en el informe pericial que tenía quemaduras producidas por cigarrillo y llamas, con deformidad física en el rostro y el cuerpo”, acotó el ente acusador.

De ser hallado culpable, el extranjero se haría acreedor de una pena que oscila entre los 6 y los 14 años de prisión.

ICBF SE LLEVÓ A LOS NIÑOS

“el niño está evolucionando bien y gracias a Dios se ve mejor. Las quemaduras del cuerpo se le están secando y espero que todo siga así. A mis hijos se los llevó el Bienestar antes de que capturaran a Darwin y todo está un poco enredado, al parecer también se van a llevar y dicen que yo también soy testigo del hecho. Me están culpando a mí también por lo que ocurrió. Al menos sé que ahí estarán bien hasta que yo pueda solucionar todo esto”, dijo la madre del bebé, quien también tiene otros cuatro hijos menores de edad.

Finalmente, les pidió a las autoridades que haya justicia en el caso de su hijo, que su compañero sentimental sea castigado con todo el peso de la ley y espera que él mismo confiese los actos que presuntamente habría cometido.