Diario del Cesar
Defiende la región

Juez envió a la cárcel a marido que matró a su esposa a puñal

430

Faltando dos días para cumplirse una semana del crimen de un ama de casa que fue degollada presuntamente a manos de su compañero sentimental en su vivienda ubicada en el municipio de Becerril,  las autoridades lo arrestaron y luego lo mandaron a prisión para que responda ante la justicia por el feminicidio que perpetró.

Justo cuando Gilberto Antonio Padilla Arteaga, de 59 años, sindicado de ser el autor material de este hecho sangriento, se disponía a abandonar las instalaciones del Hospital Rosario Pumarejo de López, donde permaneció 6 días por las heridas que él mismo se produjo en el abdomen en un intento de suicidio con un arma blanca, tras arrebatarle la vida a Doris María Cortés Quintero, de 57 años, fue capturado por miembros de la Sijín de la Policía Nacional.

Gilberto Antonio Padilla Arteaga, días antes de ser aprehendido confesó a este medio de comunicación  que su vivienda estaba poseída por fuerzas malignas y que eso, al parecer, lo conllevó a atentar contra la mujer con la que convivió durante 33 años y la que fue la madre de sus 11 hijos.

Ayer en la mañana se realizó ante el Juzgado Tercero Penal Municipal con funciones de control de garantías, la audiencia de legalización de captura, imputación de cargos y solicitud de medida de aseguramiento, ante la Fiscalía 26 Seccional de Codazzi, en contra del procesado por el delito de feminicidio agravado, al que no se allanó.

ASÍ FUE

Según el acusador, sobre las 6 de la mañana del pasado sábado 19 de enero, la mujer de 56 años recibió una herida de arma blanca que le atravesaba el cuello, que tenía una extensión de 15 centímetros de largo y otros tres de profundidad, y otra en la región submaxilar derecha de unos cuatro, que aparentemente le propinó el indiciado al interior de la casa en la que residían en el barrio Seis de Febrero, de esa población.

“Según la entrevista entregada por su hijo de 16 años, quien fue testigo del hecho, sus padres se levantaron a eso de las 4:00  de la madrugada de ese día,  estuvieron despiertos una hora y después se volvieron a acostar. Su hermano mayor se levantó a orinar pasado un rato y luego volvió a la habitación, mientras él estaba sentado en la sala jugando con su celular. Pasados varios minutos escuchó a su madre gritar duro, por ello pateó la puerta del cuarto y después su hermano tumbó la puerta. Entonces observaron a la madre con la cara llena de sangre y al padre con un cuchillo ensangrentado en la mano. El mayor empezó a forcejear para quitarle el cuchillo y aunque logró hacerlo, recibió un golpe en la cabeza con un hierro que tenía el acusado.

La mujer se levantó y el adolescente buscó unas sábanas para cubrirle la herida, para que no siguiera sangrando, y después cogió un mototaxi para llevarla al hospital, mientras que el otro joven salió a buscar a un hermano mayor que vive cerca de la casa, para avisarle lo ocurrido. Cuando la occisa llegó al centro médico estaba muy mal pero cinco minutos después murió”, dijo el representante de la Fiscalía.

Reveló también que cuando el otro hijo que presenció la escena volvió a su hogar en compañía de su hermano mayor, encontraron a su padre malherido, con los intestinos afuera, debido a que se había apuñalado. Por tal razón lo trasladaron al hospital y de allí fue remitido a esta capital.

Sumado a la declaración de los jóvenes, la Fiscalía también cuenta con el arma homicida como material de prueba para desarrollar el proceso que inició en contra del homicida