Diario del Cesar
Defiende la región

Tatiana Posso era una líder social que apoyaba a víctimas del conflicto

396

Reacciones de rechazo ha causado el crimen de Tatiana Paola Posso Espitia, ocurrido en la madrugada del pasado miércoles al interior de su vivienda ubicada en el barrio El Porvenir de El Copey, cuando estaba acompañada su hija de 12 años, su padre y un amigo que la visitaba y que resultó herido luego que el delincuente le propinara dos disparos.

Uno de los pronunciamientos lo hizo la Red Nacional de Democracia y Paz (RNDP), quien a través de un comunicado aseguró que la víctima, quien aspiraba en la lista cerrada al Concejo Municipal de su población por el movimiento Colombia Justa y Libre, era una incasable líder social y trabajaba en una labor humanitaria con víctimas del conflicto armado interno.

“La Señora Posso tenía un gran sentido social y don de gente; era muy querida en su municipio, que hoy ve caer a una de sus más importantes lideresas. La vida es el don más precioso con el que contamos, acabarla riñe en las más profundas entrañas de la sociedad. Quienes atentan contra la vida de una persona, están atentando contra toda la sociedad. Quienes vivimos y nos desarrollamos en una familia, en una comunidad, en un pueblo o ciudad, en fin en cualquier lugar, debemos levantar nuestra voz y nuestra radical exigencia a que cese la muerte, los atentados, las amenazas. Que se respete la vida sobre todo otro asunto”, reza la misiva.

 

LO QUE DICEN LAS AUTORIDADES

 

Sobre los autores del asesinato que es investigado por funcionarios del CTI de la Fiscalía, poca información se tiene pero las autoridades señalaron que se adelantan diferentes pesquisas para dar con la identidad de los sicarios.

Precisamente y a raíz del hecho, el secretario general y de gobierno de El Copey, Hollman Sangregoriano Pineda, indicó que hoy se realizará un consejo de seguridad para convocar a los miembros de la Fuerza Pública y mediante esta reunión extraordinaria plantear estrategias que permitan esclarecer el hecho y detener a los responsables.

El comunicado dirigido también como mensaje de condolencia a los tres hijos de la mujer de 36 años, quienes hoy quedaron huérfanos, y al resto de sus familiares, exige a las autoridades que haya una investigación pronta y un castigo ejemplar a los perpetradores de la muerte, aunque ‘lamentablemente encontramos un Estado incapaz en la protección de la ciudadanía común y corriente y lenta a la hora de encontrar y juzgar a los victimarios’.

“Estamos del lado de las víctimas y de los ciudadanos de a pie como nosotros mismos. Seguiremos levantando nuestra voz en El Copey, en el Cesar, en la Costa Caribe y en todo el territorio Colombiano. El Copey ha tenido una historia de dolor: muerte, amenazas, desplazamiento y desarraigo. Sin embargo cuenta con una ciudadanía viva, gentil, alegre, trabajadora que exige y merece tranquilidad, libertad de expresión y actuación. Es un momento para la unión frente a los valores de la vida. Paz en la tumba de Tatiana Paola y fortaleza para su familia”, acota el escrito de la RNDP.

 

ASÍ OCURRIO EL CRIMEN

 

Posso Espitia, fue atacada el interior de su vivienda ubicada en el barrio El Porvenir de la citada población,  a las 6 de la mañana del pasado miércoles, en presencia de su hija de 12 años, su padre y un amigo que estaba visitándola, quien  resultó herido luego que el delincuente le propinara dos disparos.

El victimario tras lograr su cometido, huyó en compañía de otro sujeto a bordo de una motocicleta. Las autoridades avanzan en las pesquisas para establecer los móviles y los responsables de la acción criminal.

 

EL HERIDO

 

En la clínica del Cesar, permanece estable Wilson Antonio Ortega, de 41 años, uno de los testigos oculares del asesinato de la víctima, quien resultó herido. Según se conoció el afectado recibió dos impactos con arma de fuego, al parecer, uno de los proyectiles le afectó un órgano vital y el mismo día del ataque, fue intervenido quirúrgicamente.

 

DEJÓ TRES HIJOS HUÉRFANOS 

 

Tres jóvenes de 19, 14 y 12 años, lloran inconsolables la muerte de su madre, quien no los verá crecer. Ella asumió toda la responsabilidad de la crianza desde el pasado mes de septiembre que falleció el padre de sus hijos, ultimado a bala cuando se encontraba barriendo la terraza del ancianato donde laboraba. Hasta el momento se desconoce las causas del homicidio y los investigadores judiciales mediante las pesquisas, tratan de establecer si estos dos crímenes tienen alguna relación.

Sus exequias se realizarán el día de hoy en la misma región que la vio morir, su tierra natal, acompañada de sus familiares y de sus seres queridos quienes se encuentran compungidos por su inesperado desenlace.

 

CONSEJO DE SEGURIDAD

 

Esta casa editorial contactó al secretario general y de gobierno de El Copey, Hollman Sangregoriano Pineda, quien indicó que las autoridades realizan las labores pertinentes para esclarecer el crimen. “Es muy triste lo que sucedió con Tatiana, nosotros como administración municipal, realizaremos un consejo de seguridad el próximo viernes, ya que hay que convocar a miembros de la Fuerza Pública para esta reunión extraordinaria, estaremos indicándole una vez finalice los resultados de la reunión” concluyó el funcionario público.

 

LAS SECUELAS DEL CRIMEN

 

Entre llantos y con repudio, habitantes de El Copey hoy le darán cristiana sepultura hoy en su tierra natal, donde nacieron y crecieron sus hijos de 19, 14 y 12 años, quienes apenas hace poco menos de 10 meses también enterraron a su padre, quien fue asesinado en circunstancias similares.

Aunque hasta el momento se desconoce las causas de ese homicidio, los investigadores judiciales tratan de establecer si estos dos crímenes tienen alguna relación.

Entre tanto, Wilson Antonio Ortega, de 41 años, quien resultó herido en el ataque sicarial, permanece estable y en proceso de recuperación en la Clínica del Cesar, ubicada en esta capital, hasta donde fue trasladado luego de recibir dos impactos de bala que obligaron a que fuera intervenido quirúrgicamente.