Diario del Cesar
Defiende la región

Encontraron muertos a dos hombres

361

En el tanque de una planta de alimentos cárnicos del municipio de Aguachica, fueron hallados los cuerpos sin vida de dos individuos que se encontraban desaparecidos desde el pasado domingo.

Se trata de Julio Andrés Hernández Llano, de 47 años y Eduar Alvernia Pérez, de 39 años, este último laboraba en el lugar donde fueron encontrados muertos. Los cadáveres de estaban personas que flotaban en el estanque de aproximadamente 18  metros de largo por 10 de ancho y 1.50 metros, fueron divisados por algunos empleados del sitio, el pasado  martes promediando las 7 de la noche.

Una fuente indicó a este medio de comunicación que los antes mencionados salieron el pasado fin de semana a bordo de una motocicleta y  desde ese instante sus familiares no tuvieron rastros de sus paraderos hasta que fueron encontrados en la alberca subterránea de cemento, debidamente cerrada con tres entradas y salidas, las cuales estaban llenas de aguas residuales que emana la planta.

 

LAS VÍCTIMAS LAS HALLARON  SEMIDESNUDAS

 

Las autoridades al ser alertadas de lo acontecido se dirigieron hacia el lugar y solicitaron apoyo al Cuerpo de Bomberos Voluntarios de la citada localidad para sacar del estanque a las víctimas, uno de ellos se encontraba semidesnudo; la vestimenta fue hallada en una de las entradas del estanque y a pocos metros se tropezaron con la motocicleta Bóxer color negra en la que se transportaban antes de toparse con la parca.

 

¿IBAN A HURTAR UNA BOMBA SUMERGIBLE?

 

Según la versión algunos moradores de la zona, los individuos se encontraban en estado de embriaguez y junto a la motocicleta encontraron cobre, que supuestamente habían sustraído.

Pero la muerte supuestamente los sorprendió por un mal cálculo que efectuaron cuando se sumergieron en el tanque para supuestamente hurtar la bomba sumergible. El  subterráneo estaba totalmente lleno de agua lluvia y poco iluminado.

Presuntamente primero ingreso uno de los sujetos pero su compañero al notar que no salía, decidió auxiliarlo pero también contó con la misma suerte, ambos murieron ahogados.

Esta hipótesis está siendo analizada por los integrantes de la Fuerza Pública, a cargo de las pesquisas. La unidad criminalística de la Sijín de la Policía realizó la inspección técnica a los cadáveres y posteriormente los condujeron a la morgue del Instituto de Medicina Legal y Ciencias Forenses de la mencionada región donde realizaron las labores forenses.