Diario del Cesar
Defiende la región

Los 12 resultados que ha logrado la Unión Europea en el acuerdo de paz

29

Dos años y medio lleva en Colombia la embajadora de la Unión Europea, Patricia Lombart, que desde su cargo ha apoyado al Gobierno Nacional en la implementación del acuerdo que puso fin al conflicto con las extintas Farc.

La delegación que ella dirige administra el Fondo Europeo para la Paz, que empezó con 90 millones de Euros y ya cuenta con 125 millones. Con estos recursos y la cooperación de los países que hacen parte de la Unión, se ha apoyado la implementación del acuerdo en dos pilares fundamentales: desarrollo rural integral y reincorporación de los excombatientes.

Según explica Lombart, la labor adelantada hace parte de un engranaje que, hasta la fecha ha dejado resultados y cifras favorables. Dentro de los dos pilares mencionados, hay 12 iniciativas que le ha dado confianza no solo al Gobierno Nacional sino a los exmilicianos que continúan en recónditos lugares del país.

La primer iniciativa y que abarca gran parte del proyecto en Colombia lo denominaron ’Desarrollo Económico Incluyente’, el propósito de está iniciativa es consolidar modelos de negocios rentables y sostenibles generando arraigo y creando condiciones para la vida digna y un trabajo decente.

En este caso, 7.915 personas han sido tenidas en cuenta para fomentar modelos productivos sostenibles, acceso a mercados y tenencia sobre la tierra. También, 2.170 familias tuvieron implementación en sistemas agrícolas y pastoriles. Un número de 7.39 familias fueron vinculadas a unidades productivas con el objetivo de mejorar sus ingresos.

Un estimado de 955 familias fueron vinculadas en iniciativas de turismo comunitario y servicios ambientales, y al menos 1.331 personas recibieron capacitación técnica para promover producción, emprendimiento e inclusión laboral.

La segunda iniciativa del organismo internacional relaciona ’La infraestructura, bienes y servicios públicos’, que busca responder al proceso de construcción de servicios, que se convirtieron en una necesidad para los campesinos y excombatientes una vez llegaron a la reinserción.

De acuerdo con la Unión Europea esta iniciativa responde a la construcción de centros de acopio, plantas de procesamiento, arreglos estratégicos para la logística y traslado de productos, acceso en tecnología, así como el mejoramiento de escuelas, puestos de salud y salones comunales.

El informe del organismo europeo menciona 26 obras comunitarias reconstruidas o rehabilitadas a lo largo de los dos años y medio. Entre los beneficiados se encuentran más de 100 personas que estuvieron afectados gravemente por el conflicto armado en el territorio nacional.

La tercer iniciativa es el ‘acceso a los mercados’, para todos los actores de la implementación del acuerdo de paz la comercialización de los productos que cosechan los campesinos y excombatientes en las regiones se ha convertido en el reto más grande.

“En esa línea de acción, una parte considerable de los proyectos incluye apoyos técnicos a la comercialización y el acceso a mercados que complementen y fortalezcan las apuestas de desarrollo productivo y de generación de valor agregado”, argumentó la Unión Europea.

El informe reporta que hasta la fecha 974 familias se vincularon a esquemas comerciales y al menos 214 unidades productivas y una organización de artesanos accedieron a certificaciones sanitarias.

La seguridad alimentaria es otro de los pilares de la Unión Europea. Si bien muchas zonas del país donde hace presencia el Fondo Europeo para la Paz tienen aún deficiencias y problemáticas en cuanto a diversidad de la dieta, acceso a alimentos variados y el autoabastecimiento familiar y local, lo que ha hecho el organismo internacional es promover cultura de autoconsumo.

Así las cosas, al menos 2.964 familias producen alimentos para el autoconsumo y la comercialización local por medio de práticas agroecológicas.

Un quinto objetivo es el fortalecimiento institucional. El fondo hace presencia en más de 70 municipios del territorio nacional, y con las autoridades locales lo que se hace es verificar la planificación territorial, la gestión del riesgo, el mejoramiento de capacidades en funcionarios y equipos técnicos y articulación institucional.

En este punto, 41 entidades territoriales reciben apoyo técnico en sus procesos de planificación y al menos 7 espacios locales y territoriales reciben asistencia técnica y apoyo.

El fortalecimiento organizacional también hace parte de la estrategia de la Unión Europea. En este caso las actividades se centran en procesos de capitalización y consolidación en sus modelos de negocio, a la vez que brinda acompañamiento técnico y formación a iniciativas dedicadas a visibilizar demandas sociales.

Siendo así, al menos 201 organizaciones de base son acompañadas en el fortalecimiento de los procesos productivos. Por su parte, 100 organizaciones se encuentran en planificación de apoyo financiero a terceros.

Por otro lado, la participación ciudadana e incidencia política también hace parte de los proyectos del Fondo dado que apoyan el proceso de “ampliación democrática y planeación participativa que permite una etapa de posconflicto y que representa una oportunidad valiosa para involucrar de manera activa a las poblaciones más afectadas por la violencia.

Así las cosas, el organismo internacional señaló que 601 personas han estado apoyadas en los procesos de participación ciudadana e incidencia política, y al menos 70 organizaciones comunitarias han sido apoyadas financieramente para mejorar su participación en ello.

La Reincorporación, uno de los pilares más importantes del órgano internacional y por el cual ha centrado sus capacidades allí. “Los proyectos del fondo centran gran parte de sus actividades en el apoyo a los procesos de reincorporación colectiva y de integración con las comunidades aledañas, por lo que las principales unidades de análisis y de trabajo son las ETCR”.

Para la Unión Europea es importante tener en cuenta que muchos de los proyectos que se mueven están a punto de consolidarse por lo que las cifras aún son inciertas, sin embargo, dan cuenta que 338 excombatientes de las Farc participan de proyectos productivos, al menos 228 exmilicianos han recibido formación técnica para la inclusión laboral y el emprendimiento, y 145 exguerrilleros reciben asesoría en gestión empresarial y economía.

El arraigo e identidad territorial hace parte de seis proyectos que adelanta el fondo y que plantea acompañamiento a instituciones educativas rurales con el objetivo de ajustar sus Proyectos Educativos Institucionales como instrumento de sus contenidos y orientaciones formativas.

Es así como 10 instituciones educativas rurales ajustan los planes e implementan enfoque territorial y al menos 9.336 niños participan de dichas iniciativas.

Pedagogía y Comunicación para la Paz también ha sido uno de los pilares del fondo dado que esto tiene gran importancia porque fortalece las radios comunitarias y da cobertura para difundir comunicación, esto como expresión a la sociedad civil.

Por esto, alrededor de 181 personas han sido vinculadas medios de comunicación comunitarios, así como 44 radios comunales en municipios que han sido afectados por el conflicto armado han incrementado la producción de contenidos para construir la paz.

El medio ambiente hace parte de uno de los 12 puntos importantes en el fondo, pues este interviene en algunos municipios más afectados por la deforestación y afectación ambiental que se han registrado luego de la firma final.

En este caso, la Unión aseguró que las actividades de conservación no solo se orientan al establecimiento de acuerdos y a la implementación de acciones de conservación y restauración, también incluyen acompañamiento a las poblaciones que ocupan esas áreas de alto interés y sensibilidad ambiental.

Es por esto que 3.004 hectáreas de ecosistemas terrestres y acuáticos han sido recuperados y protegidos  y al menos 844 personas implementan buenas prácticas ambientales y estrategias de mitigación del cambio climático en sus predios y sus actividades económicas.

Por último, y no menos importante, se encuentra la Gestión del conocimiento que no es otra cosa que uno de los valores agregados de la cooperación internacional de la Unión y el diálogo horizontal entre actores territoriales que se identifica como una de las estrategias más efectivas para transferir metodologías, compartir buenas prácticas y promover nuevas formas de liderazgo e intervención en territorio.

Siendo así, 248 personas participan en giras técnicas e intercambios de experiencias para fortalecer sus apuestas económicas y sus procesos de construcción de paz, además 2.395 personas participan presencialmente en foros y espacios de diálogo para la construcción de paz.

BOGOTÁ (Colprensa).