Diario del Cesar
Defiende la región

Cerradas 20 piscinas por no cumplir normas de seguridad

427

POR:
KAREN LILIANA PÉREZ

La Secretaría Local de Salud, informó que con el acompañamiento de la Policía de Turismo, se han visitado 65 piscinas de las cuales, 20 han sido cerradas, por no cumplir con las normas de seguridad en Valledupar.

Asimismo, intensificó las acciones de inspección, vigilancia y control en establecimientos públicos, en este caso, las piscinas de la ciudad ubicadas en conjunto cerrados, casas de campo, hoteles y centro recreacionales.

De acuerdo con la sectorial en la mayoría de estos establecimientos se les ha dejado planes de mejoras teniendo en cuenta la normatividad vigente según el artículo 576 de la Ley 9 de 1979, Ley 1209 de 2008, Decreto 780 de 2016, capítulo 7 norma de seguridad en piscinas y Resolución 1394 de 2015; y las que han cumplido se les levanta la medida.

La secretaria Local de Salud, Elba Yolanda Ustariz Martínez, indicó que es destacable que durante el año 2018 no se registraron casos de muertes por inmersión en piscinas en el municipio de Valledupar, razón suficiente para no bajar la guardia en cuanto a los operativos en estos establecimientos y socializar las normas para que los administradores de dichos sitios cumplan con lo estipulado en la ley.

“Para nosotros es satisfactorio que los administradores de piscinas se acerquen a la Secretaría de Salud a pedir orientación en el tema de mejoramiento, que estén interesados en cumplir con la normatividad, que asistieran a la capacitación que dictamos hace un par de meses, porque están demostrando que tienen gran interés en el tema”, acotó Ustariz Martínez.

Entre las recomendaciones que da la Secretaria Local de Salud para evitar accidentes y afectaciones por el uso de las piscinas, están: mantener una buena higiene del agua, paredes de los estanques y de las áreas aledañas, contar con el botiquín, camillas, flotadores circulares, bastón de gancho, personal idóneo para tratar el agua y otra para rescate, así como tener el reglamento del uso de piscina, en un lugar visible.

Agregó que, también les recomienda a los padres de familia, tener mucho cuidado con los niños, porque ellos son los primeros responsables de la seguridad de sus hijos y un descuido de un segundo es tiempo suficiente para que ocurra un incidente, situaciones que son evitables.

Finalmente, para cuidar la salud de los usuarios de las piscinas, se recomienda el uso de bloqueador y/o protector solar, protegerse la cabeza con un sombrero o gorro, el uso de gafas con el filtro UV adecuado, evitar el baño en horas en que el sol esté fuerte, usar protectores de los oídos, mantenerse hidratado y procurar no excederse con juegos dentro de los estanques porque representan situaciones de riesgo.

PARA TENER EN CUENTA

Con la temporada de vacaciones  vale la pena asegurarse de que la piscina de su unidad residencial, o aquella que frecuenta (por ejemplo la del Club o alguna piscina pública), está con toda la reglamentación al día.

Recuerde que son medidas establecidas que buscan principalmente la seguridad de todos los usuarios.

Desde el año 2015, con el Decreto 554, se actualizó la reglamentación para las piscinas de conjuntos residenciales, en la cual se establece normas mínimas como:

-No permitir el acceso a menores de doce (12) años sin la compañía de un adulto.

-El agua debe permanecer limpia y sana.

-Se deberá tener un botiquín de primeros auxilios con material para curaciones.

-En el área de la piscina es obligatorio que haya por lo menos dos (2) flotadores circulares con cuerda y un bastón con gancho.

-Se deberá escribir en colores vistosos y en letra grande, visible con claridad para cualquier persona, la profundidad máxima de la piscina.

-En caso de emergencia, debe haber un teléfono o citófono en la zona de la piscina.

El letrero que indique la profundidad máxima de la piscina debe ser escrito en letras grandes y colores vistosos

Adicionalmente, las piscinas de conjuntos residenciales deben contar con una persona salvavidas por cada piscina durante los fines semana, al igual que en época de vacaciones escolares y cuando se realicen eventos sociales en la piscina o sus alrededores que involucren menores de 14 años.

OTROS REQUISITOS

La normatividad del 2015 se añadió a la reglamentación ya existente para las piscinas.

Se trata de la ley 1209 de 2008, que especifica que las piscinas de todo el país deberán tener dispositivos electrónicos, duchas, lava pies, vestidores, guardarropas, primeros auxilios, piscinero, piso antideslizante, baldosines claros, dos escaleras y desagües que no representen peligro para los bañistas, entre otros.

De acuerdo con la norma, los dispositivos electrónicos a base de baterías que funcionen de manera independiente, tendrán que producir sonidos de alerta superiores a 80 decibeles, en caso de que alguna persona caiga en la piscina.

Además es importante un drenaje que succione materiales flotantes como hojas, insectos, papeles, polvo, entre otros. Esos desagües deberán contar con un dispositivo que controle el grado de absorción y así no represente peligros para los bañistas.

Todas las piscinas deberán disponer de una persona encargada que realice el mantenimiento y control de las aguas.

Aparte, un piscinero que vigile a los bañistas y tenga alguna preparación, en cuanto a rescate y primeros auxilios, por si se presenta una emergencia.

Alrededor de la piscina debe haber andenes perimetrales, duchas, lava pies, vestidores, guardarropas, baterías sanitarias, sistemas de tratamiento, depósitos, zona de primeros auxilios y barreras que impidan el acceso directo a las albercas. Éstas deberán contar con puertas o torniquetes que dificulten su paso.

La instalación de un botiquín de primeros auxilios también hace parte de la reglamentación para el área de piscinas

“La forma y características de las piscinas evitarán ángulos, recodos, u obstáculos que dificulten la circulación del agua o representen peligro para los usuarios. No deben existir obstrucciones subacuáticas de cualquier naturaleza que puedan retener al bañista bajo el agua”, según la ley.

Es claro que las piscinas en Colombia, al igual que en el resto de países del mundo, se han convertido en requisito ‘indispensable’ de unidades residenciales, colegios, casas de campo y casas privadas, lo que aumenta el riesgo de estos accidentes, si no se toman las medidas preventivas adecuadas.