Diario del Cesar
Defiende la región

Se entregó otro de que mató a anciano

328

Tras enterarse de una orden de captura que pesaba en su contra, se entregó voluntariamente uno de los sujetos que presuntamente fue responsable del crimen de un anciano, en hechos sucedidos el pasado 8 de junio en una pequeña casa-lote, localizada en el corregimiento de las Raíces, al norte de Valledupar.

El supuesto homicida identificado como José Rodolfo García Rivera, de 25 años, conocido como alias ‘El Indio’, se presentó ante los investigadores de la Sijín en la tarde del pasado lunes, en las instalaciones del comando de la Policía del Cesar, luego de ser vinculado al asesinato de Miguel Darío Maestre Sarmiento, de 84 años, quien fue asfixiado al interior de su morada.

A las siguientes horas fue conducido al Palacio de Justicia de esta capital, posteriormente lo llevaron al Juzgado Tercero Penal Municipal con funciones de control de garantías donde realizaron la judicialización por el delito de homicidio agravado en concurso heterogéneo y simultáneo con hurto calificado agravado, cargos a los que no se allanó.

Es de anotar que por esta acción criminal, hay otra persona detenida identificada como Andrés Camilo Sierra Parodis, de 18 años quien al parecer fue otro de los determinadores de la muerte del adulto mayor que se dedicaba a la agricultura.

 

LOS SEÑALAMIENTOS

 

“El pasado 8 de junio, entre la 1 y las 2 a. m., los jóvenes Andrés Camilo Sierra Parodi y José Rodolfo García Rivera, aprovechando la soledad y oscuridad de la noche, ingresaron por el techo de la vivienda donde residía la víctima, quien se encontraba solo, y lo abordaron, lo lesionaron y sometieron atándolo de pies y manos, amarrándole también una sábana entre la nariz y la boca, lo que posteriormente le produjo la muerte por sofocación debido a la obstrucción de las vías aéreas superiores. Ello con la finalidad de hurtarle un dinero en efectivo que era producto de la venta de unas vacas y unos cerdos, que al parecer, estaba en el inmueble”, señaló el acusador durante la diligencia.

Subrayó además que los delincuentes después de escudriñar al interior del predio y hallar el dinero, huyeron despavoridos, dejando abandonado el cuerpo del campesino, quien al cabo de varias horas fue encontrado por su hijo Miguel Maestre, quien llegó hasta la residencia para saludarlo y dejarle unos medicamentos, pero se topó con el cuerpo inerte de su progenitor, amarrado de pies y manos.

Una de las evidencias que tienen los peritos judiciales a cargo de la investigación, es el testimonio de un joven que delató a los aprehendidos y aseguró que estos lo invitaron a participar en la acción criminal pero al llegar al sitio y ver las condiciones en que había sometido el agricultor, estando aún con vida, se arrepintió y se devolvió a su casa, y más tarde se enteró del deceso de la víctima. Esta sería una de las causas que lo motivaron a colocar en conocimiento a las autoridades y dejar en evidencia a los dos procesados.

“El hijo manifiesta en su entrevista que observó la habitación de su papá desordenada como si estuvieran buscando algo y que finalmente se habían perdido cerca de $3.300.000 que tenía su progenitor por la venta de unas vacas y unos cerdos. Entre tanto, el otro testigo señaló que al llegar a la casa a cometer el hurto y ver que por la situación de la víctima, los dos jóvenes lo estaban asesinando, dijo que el solo iba a hurtar y no a matar a nadie, y se marcha. Cuando se entera por sus familiares de la muerte, acude a donde un pariente que es cristiano diciéndole que él pudo evitar ese homicidio y tras ser aconsejado por su fraterno, se presenta ante las autoridades para hacer un recuento de los hechos a través de una declaración jurada”, acotó el delegado del ente investigativo.

El juez al finalizar la audiencia concentrada le ordenó medida de aseguramiento en centro carcelario.