Diario del Cesar
Defiende la región

Dos presos se fugaron de la cárcel de Chiriguaná tras amotinamiento

445

Luego de un amotinamiento que realizaron ayer  los reclusos de la cárcel de Chiriguaná, dos de ellos se fugaron del penal y están siendo buscados por las autoridades.

Los fugitivos fueron identificados como Carlos Enrique Gómez, procesado por el delito de violencia intrafamiliar y Eduardo Carrillo, sindicado por actos sexuales con menor de 14 años, quienes aprovecharon la sublevación para huir de los muros de concreto que los separa de la libertad.

Las decenas de presos allí albergados, realizaron dicha manifestación que alteró el orden público, debido a  una sanción que le impuso la directora del centro penitenciario, Idian Robles,  quien decidió el día de ayer suspenderles las visitas conyugales, así lo indicó a DIARIO DEL CESAR el personero municipal, Pedro Miguel Peinado.

“El florero de Llorente de esta revuelta fue porque la directora les quitó la visita conyugal, debido a que tuvo un altercado con un interno y varios presos le faltaron el respeto a ella” aseveró el funcionario público.

Recalcó además que “la cárcel tiene como unos 60 años de haber sido construida y desde entonces no se le han realizado adecuaciones. Está totalmente deteriorada, las condiciones que los confinados son indignas, hay inclusive hasta una tutela que obliga a la administración a mejorar las condiciones de la cárcel. Cuando llegué a la personería, el 4 de noviembre del 2017, a los 8 días me invitaron a una reunión en la alcaldía con la mandataria de ese entonces, Zunilda Tolosa y la secretaría de salud; yo en ese entonces me manifesté en esa oportunidad, diciéndole que la ley 63 del 94 del Código Único Penitenciario, obligaba a los alcaldes a conseguir los recursos para el mejoramiento de las cárceles, dijeron que había prioridades en ese momento” sostuvo el personero.

Argumentó de igual manera que las condiciones de salud y de infraestructura no son las más óptimas para losinternos, eso sumado al hacinamiento que presenta el centro de reclusión. “Esa cárcel tiene capacidad para 15 personas y hoy en día hay el doble. A pesar que es una cárcel municipal traen presos de todo el circuito judicial de Chiriguaná que lo compone Tamalameque, Pailitas, Curumaní, El Paso, La Jagua, Astrea y esas poblaciones no colaboran con el sostenimiento de las cárceles ni con la alimentación de los detenidos, convirtiéndose en un problema multicausal, eso no quiere decir que se hagan de la vista gorda y no se tomen medidas con eso” expresó.

 

30 MILLONES DE PESOS PARA LA REMODELACIÓN

 

Peinado concluyó afirmando con respecto a esta situación que: “Hoy el alcalde, Eduardo Esquivel, se comprometió a destinar 30 millones de pesos para arreglar algunas locaciones de la cárcel que carece de computador, otra problemática existente es que los guardines no tienen ninguna capacitación porque no son del Inpecy a que son del municipio” concluyó.