Diario del Cesar
Defiende la región

Atención: el exjefe paramilitar Salvatore Mancuso ya está en Colombia

El excomandante de las Auc será trasladado a la cárcel La Picota, en el sur de Bogotá.

14

Este martes 27 de febrero aterrizó en el aeropuerto El Dorado, de Bogotá, el avión procedente de Estados Unidos en el que viajó en calidad de deportado el exjefe paramilitar Salvatore Mancuso, tras pagar una condena de 15 años por narcotráfico.

Luego de más de una decena de peticiones a la justicia de Estados Unidos y tras un debate sobre si el ‘expara’ debía ser enviado a Colombia o a Italia, finalmente el exjefe de las autodefensas, vinculado a miles de hechos perpetrados durante su paso por el grupo armado, estará de forma presencial ante la justicia del país.

Mancuso, de acuerdo con fuentes de la Policía de Colombia, fue deportado junto a 120 hombres, la gran mayoría tras cumplir penas por tráfico de cocaína y delitos conexos en Estados Unidos.

Tal como lo publicó este diario, por razones de seguridad Mancuso será traslado a la cárcel La Picota, ubicada en el sur de Bogotá, bajo un estricto esquema de protección en el que no se descarta que sea enviado en un helicóptero de la Policía.

En este momento Migración Colombia verifica, uno por uno, la identidad de los deportados, «se evalúa si Mancuso será priorizado o dejado de último, todo siempre para que prevalezca su seguridad», dijo la fuente de la Policía.

Verificado el estado de salud de Mancuso, proceso que se cumple con todos los deportados, quedará a órdenes de la Policía Judicial, Dijín, que lo notificará de los procesos en Colombia en su contra, por los que está condenado en Justicia y Paz a la pena alternativa máxima de ese tribunal, que es de 8 años.

De acuerdo con la fuente, Mancuso tiene derecho a la defensa, por lo que se le permitirá reunirse con sus abogados ya sea en el aeropuerto (en la base de la Policía Antinarcóticos) o en La Picota.

En esa cárcel sería recluido en el pabellón de extraditables, con el fin de garantizar su seguridad, lo que no implica que vaya a ser aislado.

La decisión final sobre su libertad está en manos del Tribunal Superior de Bogotá, que debe resolver, por traslado de la Corte Constitucional, una tutela con la que el exparamilitar pide que le sea concedido el beneficio de la libertad en cumplimiento de lo pactado durante la desmovilización de las Autodefensas.

Los procesos que le esperan

Tribunales de Justicia y Paz han condenado al excomandante de los bloques Córdoba, Norte y Catatumbo de las Auc en dos expedientes, luego de que la Fiscalía imputó a Mancuso por más de 4.000 hechos criminales entre los que se cuentan desplazamientos, desapariciones, homicidios, entre otros delitos.

Por esos procesos, ‘el expara’ que comandó la expansión paramilitar en Cesar, Magdalena, los Montes de María, La Guajira y Norte de Santander tiene en contra más de 40 órdenes de captura emitidas por las salas de Justicia y Paz de Barranquilla y Bogotá.

Además de los procesos en Justicia y Paz, Mancuso también responde en la justicia ordinaria por un caso de lavado de activos y concierto para delinquir, que habría cometido tras su desmovilización. Si esto se comprueba, sería expulsado de Justicia y Paz y perdería el beneficio de penas de solo 8 años de cárcel.

De otro lado, en noviembre de 2023 Mancuso fue aceptado en la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP) bajo la figura de ‘sujeto incorporado material y funcionalmente a la Fuerza Pública’, lo que significa que es compareciente ante la JEP en los casos en los que sea llamado; aunque la misma JEP estipuló que habrá complementariedad con Justicia y Paz.

/El Tiempo