Diario del Cesar
Defiende la región

Canciller defendió las objeciones

259

“El pasado 11 de marzo el presidente Duque objetó seis de los 159 artículos que integran el proyecto de la ley estatutaria de la JEP con el fin de dotar a esa Jurisdicción de un marco legal más claro y coherente”, dijo el canciller Carlos Holmes Trujillo.

 

El canciller Carlos Holmes Trujillo defendió ante el Consejo de Seguridad de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) las objeciones presidenciales a la Ley Estatutaria de la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP).

“El pasado 11 de marzo el presidente Duque objetó seis de los 159 artículos que integran el proyecto de la ley estatutaria de la JEP con el fin de dotar a esa Jurisdicción de un marco legal más claro y coherente”, dijo el canciller.

De acuerdo a Trujillo, siguiendo las leyes colombianas a dichas objeciones se les está dando trámite en el Congreso de la República. Dijo que la plenaria de la Cámara votó en contra de su adopción y está pendiente el pronunciamiento del Senado y, en consecuencia, el Gobierno respetará la decisión que adopte el Legislativo, procediendo de conformidad con la Constitución Nacional.

La intervención del canciller fue en el marco de la presentación del informe sobre la Misión de Verificación de las Naciones Unidas en Colombia, donde también destacó que la implementación del acuerdo es un compromiso que el Gobierno del presidente Duque ha asumido con incuestionable voluntad.

Así mismo, pese a que el documento el secretario General de la ONU, Antonio Guterres, expresa que el proceso de paz en Colombia se encuentra en una coyuntura crítica, el canciller señaló que el Gobierno ve esa coyuntura con optimismo, aun siendo conscientes de que todavía quedan por delante algunas de las tareas más difíciles para consolidar la paz.

En este sentido agregó que el Gobierno coincide con el secretario General de la ONU en cuanto a la magnitud de los desafíos que se enfrentan en materia de seguridad física de las personas en proceso de reincorporación, los líderes sociales y las comunidades en determinados municipios del país.

“La cifra verificada de homicidios de defensores de derechos humanos ha pasado de nueve, en agosto de 2018, a cinco en enero, y a uno en febrero de 2019, de acuerdo con la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos en Colombia”, sostuvo el canciller.