Diario del Cesar
Defiende la región

Asesino de ´Papeleto´ pagará 41 años de cárcel

453

Ocho años después del asesinato del ganadero José Henao Maya, de 78 años,  ayer un juez de la República, condenó a 41 años y 8 meses de prisión a uno de los presuntos coautores del hecho violento, hecho ocurrido en un corregimiento al norte de esta municipalidad.

El crimen sucedió el 8 de marzo de 2011 en un corregimiento al norte de Valledupar. Al procesado identificado como Javier Alberto Rodríguez Ojeda, de 35 años la Fiscalía 16 Seccional, encargada de la investigación, le endilgó cargos como presunto responsable en calidad de coautor de los delitos de homicidio agravado en concurso heterogéneo con fabricación, tráfico, porte o tenencia de armas de fuego, accesorios, partes o municiones, a los que no se allanó.

Sin embargo, aunque el ente investigativo logró demostrar que el acusado apodado ‘El Papa’ participó en el ataque sicarial, la sentencia se profirió solo por la primera conducta punible en mención, dado que el proceso por el segundo cargo prescribió cuatro años después que inició el juicio.

 

ASÍ OCURRIÓ

El terrateniente que era llamado cariñosamente por sus allegados como ‘Papeleto’, falleció instantáneamente pasadas las 9 a. m. del día del hecho, cuando varios sicarios lo abordaron en la finca Los Cocos, de su propiedad, ubicada en inmediaciones del corregimiento Las Raíces, al norte de Valledupar, y le propinaron cinco balazos.

“Este fue llamado por dos sujetos que llegaron en una motocicleta y cuando este atendió el llamado, uno de los individuos sin mediar palabra le disparó en varias ocasiones, emprendiendo la huida con la persona que lo esperaba. Antes de salir, estos le dispararon a un perro que les ladró. Mencionó la Fiscalía que Henao Maya venía siendo objeto de extorsiones que se había negado a pagar, que uno de los agresores llevaba pasamontañas y cuando corrió hacia el portón, se lo quitó. Este sería Javier Rodríguez”, mencionó el juez durante la lectura de fallo.

La víctima era natural de Pensilvania (Caldas) y tenía aproximadamente 30 años de vivir en la capital del Cesar.

En abril de 2012, el sentenciado fue capturado por las autoridades en cumplimiento a la orden expedida en su contra y tras ser judicializado, fue enviado a la cárcel de Alta y Mediana de Seguridad de Valledupar, ‘La Tramacúa’, ya que además de ser señalado como ejecutor del asesinato, también le atribuyeron ser integrante de ‘Los Urabeños’.

 

EL DEBATE

 

Aunque la defensa del indiciado llevó al estrado a un excombatiente de las Autodefensas Gaitanistas de Colombia que se inculpó por ese y otros crímenes ocurridos en este departamento, el juez consideró que la versión de ese testigo no encajaba con el orden de los hechos, mientras uno de los presentados por el acusador y otros peritos judiciales, dieron claridad respecto al caso.

“Una vez analizadas las pruebas en su conjunto y valoradas ante la sana crítica, el juzgado encontró que la Fiscalía logró probar su teoría, llevando a conocer más allá de toda duda la responsabilidad de Rodríguez Ojeda como autor del homicidio de José Henao, teniéndose que esa muerte se produjo en forma violenta por heridas en cabeza, cara y abdomen producidas por arma de fuego”, concluyó el tribunal.