Diario del Cesar
Defiende la región

 ´Esperaba algo diferente de la Policía´: TENIENTE KELLY SIERRA

418

Tras los rumores suscitados sobre la remoción del cargo de la teniente de la Policía Nacional, Kelly Johana Sierra Pineda, quien denunció haber sido víctima de una violación por parte de un capitán de dicha  institución en Valledupar, desvirtuó la información que señalaba acerca de una posible desvinculación de la entidad

“Hasta el momento no tengo conocimiento ni se me ha informado nada por parte de la institución. Desconozco si esto fue llevado a cabo, pero según lo indicado por mi abogado, al consultar a la Oficina de Talento Humano aún continúo vinculada al departamento de Policía del Cesar”, dijo la uniformada.

Sumado a ello, aseguró que a raíz de su denuncia se ha promovido una campaña de desprestigio en su contra, a pesar de que supuestamente existen pruebas contundentes de que fue víctima del capitán Eduardo Andrés Merchán Prieto en hechos ocurridos el pasado 24 de noviembre, en los alojamientos ubicados en el comando de la Policía del Cesar.

“Actualmente y después de todo este horrible suceso, mi vida ha cambiado, sobre todo mi parte personal y profesional, porque he sido exhibida. Solo hasta hoy (miércoles) se me asignó una cita en psicología por parte de la institución, antes no hubo ningún tipo de manifestación y anímicamente ha sido difícil llevar el caso pues es triste saber que denunciar el hecho es peor que haberme quedado callada, ya que por mi denuncia se ha generado una campaña de desprestigio en mi contra por parte de algunos oficiales de la Policía cuando lo único que quiero es que esta persona responda ante la justicia por todo el daño que me ha ocasionado”, acotó.

De otro lado, su abogado defensor, Nixon Forero, indicó que debido a todo el proceso penal y el escándalo mediático generado por el caso de la teniente de 30 años, se han conocido otros hechos de mujeres que supuestamente habrían sido víctimas de oficiales de la Policía, pero al ver que el capitán quedó en libertad, se han abstenido de presentar cualquier denuncia por temor ya que ‘pareciera que la batalla jurídica no se adelantara simplemente contra un capitán sino contra una institución’.

La teniente de la Policía Kelly Sierra, quien denunció a un superior por violación, le dijo a la Agencia Colprensa que otras mujeres policías la han llamado para denunciarles situaciones similares que han vivido, pero que se han abstenido de darlas a conocer por temor a represalias. “No podemos seguir callando ningún tipo de agresión física, emocional o sicológica”, señala la uniformada.

Aunque la institución, días después de que se reveló el hecho, emitió un comunicado en el que aseguraba que desde el primer momento estuvieron al tanto de la situación, la propia teniente asegura que esperaba más de la Policía.

En la misiva de la institución se aseguró que “la oficial que denunció los hechos ha recibido todo el acompañamiento psicosocial por parte de la Policía Nacional durante este proceso”. No obstante, según ella misma lo dice, hasta el martes tuvo su primera cita para iniciar el proceso de terapias.

Surgió una información de que usted había sido removida de su cargo, ¿esto es verdad?

De eso no tengo conocimiento, porque hasta el momento la institución no se ha pronunciado conmigo. Yo estoy excusada del servicio hasta el sábado y debo presentarme el día lunes a curso de ascenso. Entonces, desconozco si hay algún comunicado por parte de la institución.

También surgieron informaciones que señalaban que usted estuvo casada o tuvo una relación con el capitán…

Soy una mujer soltera, tengo mi pareja hace tres años, no tengo hijos y es curioso que digan eso. Yo con este señor no tuve ninguna relación, ni siquiera laboral, nunca nos cruzamos anteriormente.

A propósito de ello, ¿qué mensaje les envía a las personas que en redes sociales han criticado su postura de denunciar?

Respeto sus criterios para hablar u opinar. Estoy defendiendo un derecho mío, el cual fue violentado y agredido, y yo no podría exponer algunos detalles que hacen parte de la investigación y que tienen los entes encargados de realizar toda la investigación. Respeto completamente sus críticas y comentarios, pero los invito a analizar un poco y ser conscientes de que cualquier persona no está exenta de que le suceda un hecho como este. Y yo, como cualquier víctima, lo único que estoy buscando es que se haga justicia y el responsable responda por todo el daño que me ocasionó (…) Es importante que se pongan en los zapatos del otro.

Hablando de esa comprensión, ¿cómo ha sido el apoyo de la Policía en su caso?

Esperaba algo diferente, no solo por el trabajo que le di, sino como cualquier víctima que espera la respuesta positiva de esa institución que es la encargada de defender todos los derechos y deberes de los ciudadanos. Entonces, es complejo, pero de todas formas ha servido para que otras mujeres también tengan el deseo de hablar, también quieran expresar sus diferentes vivencias y pues esa es una de las formas en las que uno piensa en empezar a ayudar a todas estas mujeres que también están buscando una luz de esperanza, una justicia, una ayuda por parte de la institución. Pero, la verdad es que tienen demasiado temor por adelantar alguna denuncia.

¿Se refiere a mujeres policías o civiles?

A ambas. Algunas policías, algunas civiles que han tomado contacto conmigo y me han expuesto su situación en la cual también han sido víctimas de este abuso y otras de acoso, y es importante que empiecen a sentir que no están solas y que debemos denunciar cualquier tipo de violación que se pueda presentar o a cualquier delito.

¿Temor a quién?

Cuando uno hace parte de una institución, pues hay algunas cosas que no son bien vistas por algún personal. Entonces uno habla de represalias es por el tema de exclusión, en cuanto a algunos beneficios o de traslados. En mi caso, empecé a ser excluida de todo y pues son situaciones que no son fáciles de llevar y, aparte de eso, cualquier repercusión que pueda existir en algún futuro.

¿Cuál es el mensaje que les daría a esas mujeres que callan cuando son víctimas de un delito sexual?

No podemos callar algún tipo de agresión física, emocional o sicológica. Es importante que manifestemos este tipo de situaciones, porque desafortunadamente en algunos sitios se aprovechan de cargos o demás para obtener ciertas cosas y si nosotros empezamos a denunciar se genera la cultura del respeto, ante todo. Máxime nosotros que somos los principales veedores del derecho de los ciudadanos, entonces dentro de la misma institución los hagamos cumplir.

¿Cómo va el acompañamiento en las terapias sicológicas?

Hasta ayer (lunes) tuve una cita con sicología y es complejo el tema de los cambios, pero la idea es continuar con el acompañamiento sicológico. Lo importante es que ya empezamos.

¿Y su rodilla?

Va regular. Este señor en medio de los golpes que me propinó, me provocó una fractura en mi rótula. Yo me encontraba en un proceso de recuperación, pero todo se suspendió y estoy a la espera de una cita con ortopedia para determinar si debo ser operada, ya que las lesiones fueron bastantes fuertes y el tema de la rodilla me ha detenido la recuperación en la parte física.

¿Planean pedir un esquema de seguridad?

Mis abogados ya realizaron la solicitud ante la Fiscalía para que sea pertinente el acompañamiento, ya que en este tema tan complejo se debe reforzar la seguridad. Uno desconoce las intenciones de las demás partes y pues hay que evitar cualquier tipo de situación desafortunada que pueda presentarse.