Diario del Cesar
Defiende la región

Alud de tierra dejó dos obreros heridos

350

Dos obreros del proyecto de la ampliación de la glorieta Los Músicos, ubicado en el sector ‘La Ceiba’ de Valledupar,  se salvaron de morir asfixiados tras quedar atrapados en un alud de tierra, mientras realizaban labores de excavación.

El accidente laboral que causó conmoción entre los demás trabajadores y las personas que se encontraban alrededor, se produjo ayer a las 9: 30 de la mañana. Decenas de curiosos se conglomeraron en el lugar para observar con detenimiento, las labores de rescates que realizaron los socorristas.

Juan Carlos Chávez y Gerardo Barretotrabajadores del consorcio del SIVA, fueron las personas que resultaron afectadas en el incidente. Uniformados de la Policía Nacional, miembros del Cuerpo de Bomberos de Valledupar, Defensa Civil y tripulantes de ambulancias, acudieron al sitio una vez se presentó la emergencia.

El sargento Ariel Romero, integrante de los Bomberos,  dialogó con este medio de comunicación sobre el rescate de estas personas y aseguró que: “Dos trabajadores del SIVA quedan atrapados debajo de un alud de tierra que se desprendió por la profundidad de la zanja que están haciendo en estos momentos por la remodelación de la vía, una quedó más comprometida que la otra, el señor Gerardo Barreto fue sacado inicialmente, él quedó atrapado de las piernas y se logró liberar más fácil. La segunda persona Juan Carlos Echávez, quedó sepultado hasta el cuello, la cabeza quedó atrapada y logró descubrir la cabeza en tiempo record,  para evitar que muriera por asfixia; el procedimiento que se utilizó fue bastante complicado por el riesgo que había de un derrumbe por el terreno, fue muy difícil, pero al final fue  un resultado muy satisfactorio, no murió nadie” aseveró.

Recalcó además que la inestabilidad del terreno hizo que se presentara dicha situación. “Pensamos que por el verano, el terreno iba a estar más compacto, pero hasta hace un mes dejó de llover y todavía hay humedad en el subsuelo, esas tierras están muy inestables, son tierras que han sido compactadas para la posterior pavimentación, eso pudo ocasionar el desprendimiento” puntualizó Romero.

Chávez y Barreto presentaron politraumatismos y fueron conducidos a un centro asistencial, uno de ellos fue dado de alto; mientras que el otro permanece bajo observación médica, su estado de salud es estable.