Diario del Cesar
Defiende la región

Preocupación por proyecto que prohíbe plásticos de un solo uso

568

Acoplásticos reiteró que la industria está comprometida en buscar soluciones para avanzar en un consumo más racional del plástico y hacia una economía circular.

Acoplásticos mostró su preocupación por la aprobación, en primer debate en la Comisión quinta de la Cámara de Representantes, de un proyecto de ley que prohíbe en el territorio nacional la fabricación, importación, venta y distribución de plásticos de un solo uso.

“En ningún país del mundo, se ha planteado, y mucho menos aprobado, una prohibición de artículos plásticos de este alcance. Este listado de prohibiciones sin duda significaría un impacto social inmenso al encarecer el precio de productos de consumo básico, y también al afectar, no solo la industria plástica nacional que genera más de 200.000 empleos directos”, manifestó Daniel Mitchell Restrepo, presidente de Acoplásticos.

El dirigente gremial también destacó que el proyecto también afectaría a “miles de empresas, especialmente pymes, que utilizan permanentemente estos artículos plásticos, principalmente como empaques y envases, y cuyos sustitutos de otros materiales o no son una alternativa o sus costos son sustancialmente mayores”.

El gremio reconoció que comparten la preocupación por la afectación ambiental que causan los residuos plásticos, y aseguró que la solución a esta problemática requiere un enfoque integral que involucre a la industria, los consumidores, y al Gobierno Nacional y local, entre otros.

Asimismo, el gremio reconoció que esta iniciativa parlamentaria llevaría a un aumento en los precios de alimentos en todo el país, puesto que encarecería sustancialmente el costo de los empaques utilizados. Además, generaría una afectación en los más de 50.000 recicladores de oficio que existen en el país, quienes basan su sustento en el reciclaje de este tipo de envases.

“Al prohibir artículos desechables como vasos, platos o cubiertos de plástico, se afectaría el negocio de los vendedores ambulantes, tenderos y pequeños restaurantes. Los sustitutos de otros materiales son mucho más costosos, y la alternativa de lavar los productos es, en ocasiones, inviable, y significa, además, un riesgo a la salud y al contagio de enfermedades”, señaló el gremio.

Finalmente, Acoplásticos reiteró que la industria está comprometida en buscar soluciones para avanzar en un consumo más racional del plástico y hacia una economía circular.

“Lo que se requiere es más educación y cultura ciudadana, innovación y tecnología, más inversiones en infraestructura para reciclaje, esquemas de recolección selectiva en los municipios, equipos de separación de materiales previos al relleno sanitario, apoyo a emprendimientos de reciclaje y una actualización a las formulaciones tarifarias de aseo”, manifestó.