Diario del Cesar
Defiende la región

“El Idreec necesita un gerente activo que gestiones servicios”: Clopatosfky

80

POR: NINOSKA REYES URDANETA

Un gerente activo que gestiones servicios y la voluntad de todos en un mismo norte, es la propuesta que el Consejero Presidencial Para la Participación de las Personas con Discapacidad, Jairo Raúl Clopatosfky, ha planteado para rescatar el Instituto Departamental de Rehabilitación y Educación Especial del Cesar, Idreec.

“Lo importante es la voluntad política, es importante que lo tengamos en cuenta, pero no todo depende del señor Gobernador del Cesar. Es que la gerencia propia del Idreec comience a trabajar fuertemente para conseguir los contratos con las diferentes EPS, para lograr su propia sostenibilidad y evitar un nuevo colapso”, afirmó el funcionario durante su visita a Valledupar donde acompañó el proceso de vacunación antiocovid a personas discapacitadas.

El Idrecc no puede depender solo del departamento, de los recursos nacionales, sino de sus operaciones, y es que ese es uno de los grandes problemas que se han focalizado en los diferentes centros de rehabilitación en el país, que a razón del tiempo no se gestiona su sostenibilidad y a la larga no pueden subsistir.

En el caso del Idreec se debe designar un buen gerente que comience a buscar pacientes, que se gestione una inyección de capital y si  necesita una financiación a nivel nacional, también se hace, pero hay que tener un plan de ruta por parte de la gerencia.

“Si le ponemos esas voluntad del sector público y privado, de todos los actores que lo involucran, lo podremos sacar adelante, se necesita trabajar de la mano”, afirmó en la actividad donde además participó en la entrega de ayudas técnicas a niños y adultos en condición de discapacidad en la capital del Cesar.

Entre tanto, los trabajadores del Idreec se mantienen en protesta desde hace casi dos meses ante la deuda de más de 30 meses de salario.

Del año 2017 les adeudan tres meses de salario, seis del 2018, nueve del año 2019, en el 2020 quedaron pendientes siete meses y en lo que va de este año no han recibido pagos.

También deben seis años de vacaciones., cesantías, primas de Navidad y de servicio. La nómina está por el orden de los $130 millones y no se factura ni el 1% mensual.

Los pasivos laborales de la institución, superan los 4.500 millones de pesos, y solo está facturando dos millones de pesos mensuales, ya que han quedado con siete pacientes y sin posibilidad de ofrecer más servicios. Tampoco hay cartera por cobrar.