Diario del Cesar
Defiende la región

Piscina de la urbanización Nando Marín sigue en el limbo y nadie responde

92

POR: NINOSKA REYES URDANETA

En un criadero de mosquitos y malos olores, se ha convertido la piscina, que hace seis años se construyó con el sueño de ser un espacio público para los habitantes de la Urbanización Nando Marín, ubicada en el sur de Valledupar.

Al momento de desarrollar el proyecto, la propuesta era única en Colombia, ya que las áreas de recreación estarían conformadas por una piscina para el disfrute de los habitantes del complejo habitacional, pero hoy está en el limbo y el espacio se ha convertido en un verdadero dolor de cabeza para la comunidad.

Miembros de las seis manzanas que conforman la urbanización, consideran que el responsable de este problema es la Alcaldía de Valledupar, ya que la constructora debió entregar la obra al Ministerio de Vivienda y este a su vez, al municipio para su administración; pero lamentablemente este proceso nunca se ha concretado y el conflicto ahora es mayúsculo en Nando Marín.

Al respecto, Merlys Torres, coadministradora de la torre La Primera Piedra, dijo que desde hace seis años han venido enfrentando las dificultades con la piscina, la cual estaba convertida en una guarida de delincuentes, incluso lo que robaban en los alrededores, lo tiraban en ese hueco para ocultarlo entre la maleza que siempre ha mantenido.

“A nosotros nos ha tocado estar limpiando el área, soldando el cerco que muchos delincuentes han roto y tratando de mantener el espacio limpio, ya que además se ha convertido en un criadero de mosquitos proliferando los casos de dengue entre los habitantes del bloque K  de la torre La Primera Piedra”.

Explicó que la urbanización costa de 1.900 apartamentos, y la promesa había sido un espacio recreacional que nunca se logró, por lo que instan a las autoridades municipales a convertir ese lugar en una cancha deportiva que permita cambiarle la imagen a la urbanización.

A raíz de la pandemia, nadie se ha pronunciado al respecto, hoy en día se tiene este elefante blanco y no se sabe a quién le corresponde “Que  se la entreguen a una fundación, a Comfacesar o a la comunidad, pero que la hagan parte de este proyecto”.

CON PERSONERÍA JURÍDICA

Jorge Jiménez, representante legal de la Urbanización Nando Marín, dijo que la comunidad organizada ya cuenta con personería jurídica para asumir la administración de la piscina del complejo habitacional, pero a la fecha nadie da respuesta, incluso se le ha solicitado a la Oficina de Planeación Municipal sobre la entrega que se le hizo al municipio y hasta ahora no responden.

“Aquí los perjudicados somos nosotros, incluso los vecinos de barrio aledaños. En la piscina hay agua estancada que sirve de criadero de mosquitos, sapos y culebras, eso sin contar la maleza que se forma a su alrededor que hay que quitarla constantemente porque sirve de escondite para la delincuencia. Eso sin contar los malos olores que los vecinos tenemos que aguantar”, afirmó.

SE ANALIZAN SOLUCIONES

José Ramón Rueda, miembro de la subgerencia de Desarrollo Social de Fonvisocial, manifestó que este problema data desde las administraciones pasadas que no concluyeron con el proceso de legalización de la propiedad horizontal.

Sin embargo, desde la actual administración, se están buscando los mecanismos  con la Oficina de Planeación Municipal para definir del destino de la piscina. “Aquí el problema es un tema complejo, porque además se debe analizar la sostenibilidad de esta zona recreacional, tomando en cuenta que su mantenimiento es costoso”.

Expresó que a través de las Mesas Territoriales se escuchará a la comunidad para conseguir soluciones, porque el área se ha convertido en un foco de infección según lo manifestado por los mismos residentes.

Con respecto a la propuesta que han hecho los vecinos, de convertir la piscina en una cancha deportiva, el representante de Fonvisocial aseguró que es una propuesta que se está analizando, ya que es imposible cambiar el proyecto ya establecido.