Diario del Cesar
Defiende la región

Iglesia Pentecostal deberá indemnizar a familiares por tragedia de Fundación

118

El Tribunal Administrativo del Magdalena en un fallo proferido por las magistradas Maribel Mendoza Jiménez y María Victoria Quiñonez Triana declaran la responsabilidad de la Iglesia Pentecostal Unida de Colombia por los daños morales que padecieron las víctimas a causa de la conflagración de una buseta de placas UVS 556 ocurridos en el Municipio de Fundación Magdalena y en donde murieron 33 niños y un adulto.

Allí mismo se condena a la Iglesia Pentecostal Unida de Colombia a indemnizar los perjuicios declarados en la Sentencia a las demandantes y demás integrantes del grupo en calidad de familiares de los infantes que murieron calcinados en la tragedia del día 18 de mayo del 2014 dentro de la buseta.

Con base en las pruebas recaudadas el Tribunal del Magdalena condenó a la Iglesia Pentecostal Unida de Colombia a pagar una indemnización millonaria a los familiares de las víctimas y a los lesionados, que asciende a $25.261.565.430.

Familiares de los niños exigían también una condena al Distrito de Barranquilla porque la buseta estaba matriculada en esa ciudad, pero fue absuelto en la Sentencia.

La millonaria condena a la Iglesia Pentecostal, según el fallo, deberá ser entregada al fondo para la protección de los derechos colectivos a fin de pagarle a los integrantes de los grupos de familias que sufrieron perjuicios morales y materiales como consecuencia de la muerte y lesiones a los infantes. La cuantiosa suma de dinero corresponde a 27.805 salarios mínimos legales mensuales vigentes que tasó el Tribunal en la sentencia.

Queda comprobado que la buseta incendiada fue contratada por un miembro de la iglesia Pentecostal Unida de Colombia para llevar a los niños a sus casas después de haber asistido a unas clases de escuela dominical, no obstante a que el mencionado rodante no contaba con el seguro obligatorio, carecía de la revisión técnico mecánica y tenía la tarjeta de operaciones cancelada por parte de la empresa transportadora a la cual estuvo vinculada antes de ocurrido el siniestro.

Debe recordarse que el voraz incendio se presentó debido a que el conductor, al no poder maniobrar la buseta con gas natural, comenzó a manipular la gasolina dentro de la buseta, y al darle arranque a la misma se produjo una explosión.