Diario del Cesar
Defiende la región

Mujer que fue baleada en el rostro salió de la Clínica 

104

Con una sonrisa en el rostro, ese mismo que el pasado 13 de abril recibió un disparo que por poco le arrebata la vida, salió ayer Naylin Morón Durán, de la Clínica Erasmo de Valledupar, luego de permanecer por poco más de un mes luchando contra la muerte.

La administradora financiera de 28 años salió victoriosa, con los brazos en alto, y entre unas bombas de colores.

Naylin recibió un disparo en medio de un atraco, cuando se movilizaba a bordo de un carro, junto a otros compañeros de trabajo, en el barrio Arizona de Valledupar.

El proyectil se introdujo en su cabeza causándole daños severos en el cerebro.

No obstante, el trabajo de los galenos del centro médico permitió salvarle la vida a la mujer que este sábado fue dada de alta.

POR UN HURTO 

Según narró uno de los testigos presenciales a los investigadores, el hecho ocurrió a las 6:50 a. m. del lunes 12 de abril, en el barrio Arizona de Valledupar, momentos en que el conductor del vehículo particular recogía a su última pasajera de una ruta que inició en el municipio de La Paz y que tenía destino la empresa donde todos laboraban.

Al llegar a buscar la última pasajera, los ocupantes del mismo observaron a dos individuos en moto atracando a dos vecinas del sector y trataron de huir, pero con tan mala suerte que ya el motociclista le había atravesado el vehículo para evitar que continuaran la marcha y el parrillero había descendido del mismo con un arma de fuego exigiéndole al conductor que entregara el reloj.  El parrillero le gritaba: “que los demás ocupantes, los demás ocupantes”.

Esta testigo dice que no opusieron resistencia, que procedieron a quitarle sus pertenencias y, al momento que entregaban todo, escucharon un disparo.

CAPTURADO EN LA CÁRCEL 

Por este hecho, fue enviado a la cárcel Carlos Alfredo Escobar Miliam, de 25 años, imputado por la Fiscalía de ser la persona quien disparó contra Morón Durán.

La Fiscalía 9 Seccional imputó a Escobar Miliam los delitos de homicidio agravado en grado de tentativa y hurto calificado y agravado y fabricación, tráfico y porte de armas de fuego agravado.  El imputado no aceptó los cargos.

Escobar Miliam fue capturado en la invasión Los Guasimales, de Valledupar, hasta donde se desplazaron unidades de la Sijín de la Policía y el CTI de la Fiscalía.