Diario del Cesar
Defiende la región

Juez envío a la cárcel a hijo que decapitó y descuartizó a la mamá 

76

Después de 36 horas de haberse conocido el macabro crimen de Consuelo María Estrada Conrado, de 55 años de edad, quien fue apuñalada, decapitada y descuartizada por su propio hijo, un Juez Municipal con Función de Control de Garantías de Santa Marta definió la situación judicial del responsable.

En la audiencia que se adelantó durante la tarde lunes en el Edificio Galaxia, ubicado en la calle 22 con avenida Campo Serrano esquina, el corregidor legalizó la captura materializada en contra de Rodire Jalin Hernández Estrada por uniformados de la unidad de vigilancia por cuadrantes de la Policía Metropolitana de Santa Marta y al mismo tiempo le imputó cargo por el delito de homicidio agravado y violencia intrafamiliar.

Al transcurrir aproximadamente seis horas de la audiencia programada y después de estudiar paso a paso los materiales probatorios presentados por agentes de la Seccional de Investigación Criminal de la Policía y funcionarios del CTI de la Fiscalía General de la Nación, el Juez le dictó medida de aseguramiento en centro carcelario a Hernández Estrada al considerar que constituye un alto peligro para la sociedad.

Luego de dar por finalizado el proceso judicial, el individuo salió de la sala penal bajo estrictas medidas de seguridad y fue trasladado en una patrulla de la Policía hasta un centro de reclusión para personas privadas de la libertad, donde permanece solitario en una celda debido a su grado de alteración contra los demás reclusos. Así mismo, las autoridades buscan evitar que Rodire sea agredido.

INTENTÓ ASESINAR A RECLUSOS 

De acuerdo a la información que conoció AJÁ Y QUÉ Santa Marta, Rodire Hernández intentó acabar con la vida de dos reclusos bajo la modalidad de asfixia cuando eran trasladados en una misma patrulla desde el Edificio Galaxia hasta su lugar de reclusión.

Los hechos ocurrieron en la noche del lunes, momentos que el temible hombre, con las fuerzas de sus manos, arremetió contra los dos reos. Se conoció que los agarró por el cuello y también les propinó varias patadas.

Por fortuna las víctimas de estos ataques salieron bien librados y gracias a la rápida reacción del conductor de la patrulla se permitió evitar una nueva tragedia a manos del desnaturalizado hombre. “Es una persona que tiene que ser tratada, tiene problemas de psicópatas. Cuando sea recluido en la cárcel deben tener mucho cuidado”, dijeron Defensores de Derechos Humanos.

ELEMENTOS PROBATORIOS 

Investigadores de la Policía Metropolitana de Santa Marta también revelaron a esta casa periodística que durante la inspección a la vivienda donde ocurrió el macabro asesinato, encontraron ropa y elementos cortopunzantes llenos de sangre.

 “Era una escena de película, en el lugar se encuentra un cuchillo, un machete y diferentes prendas de vestir llenas de sangre, todo esto fue presentado como elemento probatorio. Las diferentes paredes de la vivienda estaban manchadas de sangre”, manifestaron.

EL CRIMEN 

La Policía Metropolitana de Santa Marta sostuvo a través de un informe que el hecho se registró a las 12:05 de la madrugada del lunes, en la manzana 6 casa 193 de Ciudad Equidad, al nororiente de esta capital. La institución fue alertada por los vecinos e hija de la víctima.

 “Se recibe una llamada en la central de radio, donde un grupo de personas nos pide acompañamiento inmediato, asegurándonos que una mujer no respondía a sus llamados y minutos antes habían escuchado gritos dentro de su casa. Se trasladan nuestros uniformados al lugar y al verificar dentro del inmueble, se evidencia el cuerpo sin vida de la víctima”, señaló la Policía.

De acuerdo a la información suministrada por los uniformados de la Seccional de Investigación Criminal – Sijín –, el homicida, no contento con las puñaladas que le propinó a su progenitora, procedió a decapitarla y posteriormente descuartizarla. “La comunidad nos manifiesta que entre la noche del domingo y la madrugada de hoy (lunes), escucharon ruidos de violencia y gritos de auxilio”, indicaron las autoridades.

Cuentan los investigadores, que partes del cuerpo de la víctima yacían en medio de charcos de sangre en el baño principal de su casa. “Fue una escena macabra la que encontramos, parecía una película de terror. Las paredes y el piso ‘repleto’ de sangre, es muy doloroso todo esto”, afirmaron los agentes policiales.

Funcionarios de la unidad móvil de criminalística de la Policía Metropolitana de Santa Marta de inmediato se trasladaron hasta el lugar de los hechos y adelantó la inspección técnica de cadáver; una vez culminado el procedimiento, el cuerpo sin vida fue llevado hasta la morgue del Instituto Nacional de Medicina Legal y Ciencias Forenses.