Diario del Cesar
Defiende la región

Corpocesar alerta sobre daños ambientales sobre el Gutapurí 

32

POR NINOSKA REYES URDANETA 

Una nueva advertencia formuló la Corporación Autónoma Regional del Cesar (Corpocesar), a la Alcaldía del municipio de Valledupar ante las afectaciones ambientales detectadas en la margen derecha del río Guatapurí.

La alerta fue anunciada, luego de una visita de inspección realizada por funcionarios de Corpopcesar en el lugar a petición de algunas comunidades. Se detectaron invasiones, conformación irregular de terraplenes, afectación de las condiciones hidráulicas, Disposición irregular de residuos sólidos en el lecho y cauce permanente del río y vertimiento de aguas residuales.

La directora (e) de Corpocesar, Yolanda Martínez Manjarrez, hizo un llamado a las entidades competentes, para buscar soluciones inmediatas que mitiguen los impactos ambientales que hoy se están causando al río.

Detalló que el equipo de trabajo que inspeccionó el área, evidenció un núcleo de viviendas, algunas de ellas en proceso de construcción en la ronda hídrica de este cuerpo de agua, dada la corta distancia, la conformación topográfica y cobertura vegetal.

Los  invasores conformaron terraplenes de manera irregular, con residuos de construcción y demolición de obras (RCD), de aproximadamente 3 a 4 metros de altura, los cuales se han dispuesto sobre el lecho del río Guatapurí, y sobre ellos se han habilitado viviendas mayoritariamente de madera y materiales como latas, plásticos, entre otros, aunque se tienen algunas en ladrillo, todas ellas en condición precaria y no aptas para la vida digna de las personas que allí se encuentran.

En cuanto a la afectación de las condiciones hidráulicas, la conformación irregular de terraplenes sobre la margen derecha y el cauce permanente del río Guatapurí, ha resultado en la reducción de la sección transversal del mismo, lo cual incrementa el riesgo de desbordamiento de las aguas hacia la margen izquierda en época de mayores precipitaciones.

OTROS DAÑOS AMBIENTALES 

Por otra parte, se observó la presencia en cantidades significativas y de manera generalizada en todo el sector recorrido de la margen derecha y en el cauce mismo, de residuos domésticos, no domésticos y residuos de construcción y demolición (RCD).

También se observó la ocurrencia de vertimientos de aguas residuales sin tratamiento alguno, provenientes de las viviendas que se encuentran construidas en el sector invadido y en los barrios aledaños (entre la carrera 4 y la margen derecha del río).

Según un funcionario de la empresa de servicios públicos, Emdupar, que se hizo presente en la visita, precisó,  que el mal manejo de las aguas residuales en esta zona, se debe no solo a que es ocupada por invasiones, sino que también, se localizan fuera del perímetro sanitario, por lo tanto, le corresponde al municipio de Valledupar actuar frente a ello. Al respecto, considerando además que el sector es de alto riesgo por inundación y avenidas torrenciales, se conceptúa que el municipio debe tomar las acciones correspondientes ya sea de manera temporal o definitiva, para solucionar el problema que representa la descarga de aguas residuales en forma directa e indirecta sobre el cauce del río Guatapurí.

Según las afectaciones ambientales anteriormente descritas y de acuerdo con el Plan de Ordenamiento Territorial- POT de Valledupar, la zona visitada está clasificada como área de alto de riesgo por inundaciones, además que, en el mismo documento se expresa que el POT contempla áreas de riesgo o zonas de riesgo en donde es imposible prestar el servicio (abastecimiento de gas natural) en condiciones normales, como es el caso del margen derecho del río Guatapurí.

“De acuerdo con lo estipulado en el POT del municipio de Valledupar, para determinar  la categorización del riesgo y establecer las medidas de mitigación correspondiente, se requiere desarrollar estudios detallados, adicional a ello, se indica que en esas zonas se prohíbe la  construcción de viviendas y las existentes deben ser reubicadas; aspectos que están a cargo del municipio, según el documento”, precisó el coordinador de Gestión del Riesgo de Desastre y Cambio Climático, Jorge Armenta.

La corporación abrirá un proceso administrativo sancionatorio y tomará otras determinaciones por las actividades ambientales que se registraron en la visita, donde notificará a la Alcaldía de Valledupar, para el cumplimiento de sus funciones.

“Vamos hacer una reunión con el fin de presentar alternativas de solución, debido a que todos los años se sanciona al municipio y seguimos en la misma problemática; Corpocesar tiene como prioridad la búsqueda de soluciones, pero su competencia no le permite reubicar a las personas que se encuentran hoy en la margen derecha del río”, dijo la directora encargada Corpocesar, Yolanda Martínez Manjarrez.