Diario del Cesar
Defiende la región

Incendio destruyó Oficina de la comunidad Indígena

499

Un incendio estructural consumió las oficinas Jimain del pueblo Talanquera, vía a Pueblo Bello, mientras cuatro indígenas dormían en su interior y se vieron en la obligación de salir corriendo para no ser alcanzado por las llamas.

El hecho se presentó durante las primeras horas del día de ayer, por causas que son materia de investigación por parte de las autoridades y descartar cualquier hipótesis que apunte sobre un hecho intencional.

Sobre todo porque Fredy Izquierdo, representante legal de la Confederación indígena Tayrona, indicó que en esta oportunidad se trató de un incendio estructural que  “pudo haber sido provocado, alguien pudo ocasionarlo”.

Sin embargo el Cuerpo de Bomberos de Valledupar, encargado de atender el caso, aún no tiene claro lo ocurrido y señaló que el tiempo empleado para llegar al lugar y el material de las oficinas, fueron fundamentales para que las llamas consumieran el lugar en unos pocos minutos.

“Efectivamente, como entenderán, en el municipio de Pueblo Bello no hay Cuerpo de Bomberos. Los más cercanos somos nosotros. Hubo que hacer el desplazamiento, según los mismos indígenas, allí funcionaban la oficina principal de ellos, donde guardaban la documentación histórica del resguardo, de sus costumbres y tradiciones”, dijo el sargento Ariel Romero, comandante de la brigada forestal del Cuerpo de Bomberos de Valledupar.

Explicó Romero que en los últimos días han atendido varios casos similares dada que estos lugares tienen materiales que permiten la expansión de las llamas por lo que recomendó tener mayor cuidado.

 “Se produjo un incendio, desconocemos las causas. Ellos manifiestan que estaban durmiendo, sintieron el ruido y cuando se levantaron vieron toda la vivienda en llamas, lograron sacar algunas cosas, pero bueno, se consumió. Este tipo de material son de palma, igual que los kioscos, eso en cinco minutos se consume en su totalidad, hay tiempo muy seco”, finalizó.