Diario del Cesar
Defiende la región

´Mano dura´ en el Hurtado para evitar las aglomeraciones  

29

POR: NINOSKA REYES URDANETA 

‘A raya’ mantienen a los visitantes en el Balneario Hurtado en Valledupar, luego de haberse presentado aglomeraciones durante los fines de semana pasados. Desde el 9 de enero y hasta el 1º de febrero, la Alcaldía de Valledupar decretó medidas restrictivas en el lugar, con el fin de evitar la acumulación de personas y se convierta en un foco de contagio para Covid-19.

Los accesos al balneario, en el río Guatapurí, están vigilados por la Policía Nacional, Ejército y funcionarios de la Secretaría de Gobierno, quienes se encargan de controlar el ingreso de personas y verificar que no ingresen bebidas embriagantes ni utensilios de cocina para realizar los tradicionales ‘paseos de ollas’; así como garantizar el cumplimiento de las normas establecidas por la Administración municipal.

De acuerdo al decreto número 009 del 5 de enero de 2021, y en el marco de la emergencia sanitaria, se ordenan medidas para el acceso, uso y circulación de personas y vehículos en el Balneario Hurtado, del río Guatapurí, y el Balneario La Vega del río Badillo.

Igualmente se prohíbe el expendio y consumo de bebidas embriagantes en todas las zonas de los balnearios. Tampoco está permitido de cualquier elemento y/o utensilio de cocina tales como: ollas, calderos, cavas, refractarias, termos, asadores; así como cualquier objeto similar que fomenten los denominados ‘paseos de ollas’ o cualquier otro acto de preparar o cocinar alimentos dentro de estos lugares.

Estas medidas regirán las 24 horas del día hasta las 6:00 a.m del lunes 1º de febrero de 2021.

MEDIDA FUERTE PERO NECESARIA  

Claudia Paola Cervantes, habitante de La Paz, llegó al río desde bien temprano del día de ayer para alcanzar entrar antes de la limitación del aforo. “Me parece muy bien que el alcalde de la ciudad tome medidas más duras, había mucho desorden en el río, las gente no se quiere cuidar y luego vienen los lamentos con los contagios por Covid-19”.

En la fila para entrar al área de control de la Policía, también se encontraba Luis Eduardo Márquez junto a su esposa y su hijo, quien indicó que ha sido la mejor decisión del Gobierno municipal, porque es la única manera de evitar que el Covid-19 se apodere de la ciudad y a la vez los propios y visitantes puedan disfrutar del turismo en Valledupar.

Opinión adversa manifestó Fidelina Contreras Meneses, habitante del barrio Primero de Mayo, al manifestar que las autoridades no deben asumir la responsabilidad del comportamiento de las personas, cada quien debe cuidarse y estar consciente que el virus se adquiere si hay indisciplina y cero cumplimiento de los protocolos de bioseguridad.

Durante todos los días, se hará seguimiento a las medidas para regular la circulación peatonal y vehicular, controlar el aforo, verificar el acatamiento ante la ley seca estipulada, supervisar el cumplimiento de los protocolos de bioseguridad y garantizar que los bañistas no ingresen los elementos prohibidos.

Luis Galvis, secretario de Gobierno, reiteró que a pesar de los controles que se están implementando en la ciudad, se hace necesario que la ciudadanía asuma el compromiso del autocuidado, de apegarse a la bioseguridad y extremar los cuidados para evitar contagios por Covid-19.

A la fecha el municipio de Valledupar reporta 23.363 casos positivos de Covid-19, un total de 21.700 personas han logrado recuperarse (92.8%) y 559 han fallecido a causa del virus.

Durante los últimos días los casos positivos se han duplicado y la ocupación de camas de UCI se ubica en 39%, lo que ha alertado a las autoridades en el reforzamiento de la acciones para evitar un segundo pico de la pandemia.