Diario del Cesar
Defiende la región

El año que empieza

362

Con muchas expectativas iniciamos los colombianos este 2019 en el que se esperan que el país tome el rumbo deseado en muchos aspectos frente a los cuales la sociedad permanecerá expectante. Se mantendrá el interés por una franca recuperación de la economía y con ella todo el aparato productivo de la Nación; regresará el fragor de la política toda vez que este año se elegirán autoridades regionales y locales renovándose además sus cuerpos colegiados y en ese escenario muy seguramente los nuevos actores de la democracia, los del partido de las Farc y otros sectores políticos que alentados por los resultados de las pasadas presidenciales se considerarán con el derecho de gobernar a nivel territorial.

Otros desafíos que le esperan al país, y menos agradables que los anteriores, pero fundamentales decisivos en la construcción de una nueva Colombia será el de continuar con la frontal guerra contra la corrupción lo cual debiera ser política de Estado para enfrentarla en las mismas proporciones y dimensiones con las que ha crecido y no una propuesta del gobierno de turno.

Las reformas pendientes que debe estudiar el Congreso de la República ojalá y se materialicen y no se conviertan en otro fracaso más, porque ello dejaría de una vez por todas abonado el terreno para una Asamblea Nacional Constituyente, esa a la que tantos temen.

Colombia no puede seguirse dando el lujo de aplazar la cacareada reforma a la justicia. Su deterioro institucional y el resquebrajamiento a que llegó por persistir en amparar con impunidad a los que no han sabido conducir con decoro y honestidad uno de los principales pilares del Estado, debe convocarnos a todo por igual para sacarla adelante.

En la alocución presidencial para el cierre del año 2018, el presidente Iván Duque realizó un balance de sus primeros cuatro meses como presidente de la República. Inicialmente, el mandatario expuso que durante su gobierno se han presentado varias reformas para la lucha contra la corrupción y dijo: “Tomamos decisiones desde el poder ejecutivo para ganar en transparencia, para permitir un mejor escrutinio de los ciudadanos a las funciones del Estado y para poder evaluar cómo se desempeñaban cada uno de los funcionarios y, por supuesto, que se puedan conocer las declaraciones de renta de los altos funcionarios del Estado”. En adición a lo anterior, Duque aseguró que en lo corrido de su mandato se han judicializado a más de 10.000 criminales pero falta mucho más. Y en eso estamos de acuerdo.

En cuanto a Valledupar y el Cesar aterrizamos con que la ciudad pueda ver cristalizadas las propuestas aun pendientes por ejecutar que le ofreció a sus gobernados el alcalde Augusto Daniel Ramírez Uhía. Ese inventario pendientes de realizaciones serán las que finalmente permitan hacer un balance sobre estos cuatro años de gobierno, que ya con el sol a las espaldas la comunidad está haciendo el suyo.

Por los lados del departamento ocurre algo parecido pero con la diferencia que se observan mas realizaciones. Ejecutar las obras pendientes y cristalizar para su desarrollo los proyectos en los cuales se ha empeñado el mandatario departamental resultarán cruciales para el Cesar

Como podemos ver, 2019 será un año de muchos retos para nuevos gobernantes y la sociedad. A todos ustedes les deseamos un nuevo año pletórico en abundancia, bienestar y realizaciones.