Diario del Cesar
Defiende la región

Kankuamos siguen en la Plaza Alfonso López 

41

POR NINOSKA REYES URDANETA 

Tres días cumplieron los indígenas kankuamos, en protesta en la Plaza Alfonso López de Valledupar, exigiendo autonomía y proclamación del gobierno de la comunidad de Chiskuinya, liderado por Lot Villazón,  acciones que aseguran mantendrán hasta que la Administración Municipal y el Ministerio del Interior de respuesta a sus peticiones.

Duermen en el piso, las hamacas han sido colocadas en los alrededores del palo de mango y sus necesidades básicas las estarían haciendo en los alrededores del espacio público, situación que preocupa a las autoridades locales, temiendo que se genere un problema de salubridad en el área.

La tarde del martes, sostuvieron un primer acercamiento con la Administración Municipal, en cuya reunión una delegación solo se centró en solicitar que los provean de baños portátiles, colchonetas, alimentos y otros enseres para garantizar su bienestar, ya que en el lugar se encuentra niños, mujeres y ancianos.

Pero hasta ahora, no tienen intenciones de retirarse del lugar, ya que consideran que es la única manera de llamar la atención de las autoridades locales y nacionales, para recibir respuesta en cuento a la proclamación de Lot Villazón como su líder. Están dispuestos inclusos a peregrinar hasta la capital del país.

Luis Enrique Galvis, secretario de Gobierno, manifestó que en este caso persiste una discusión jurídica, ya el Ministerio del Interior reitera en recomendar a  la Administración Municipal abstenerse de posesión alguna, porque se debe respetar las decisiones internas de las comunidades indígenas, donde se generen instancias de concertación que le permitan resolver este conflicto.

 “La Administración Municipal no es una autoridad válida para hacer ningún tipo de reconocimiento, solo tiene potestad para dar fe de un acto que se genere en el interior de la comunidad indígena”.

A la Administración Municipal le están solicitando la dotación de colchonetas, baños y carpas para permanecer en el lugar, solicitud a la que se le está buscando alternativas, incluso se les ha pedido considerar escoger otro lugar de protesta donde se les garantice bienestar.

Se conoció que el Ministerio del Interior se trasladará a Valledupar a entablar el diálogo con esta comunidad.

ROMPIERON EL SILENCIO 

La manifestación  desde su inicio ha estado caracterizada por el silencio, las autoridades indígenas afirmaban que se trataba de una protesta simbólica y de respeto a sus creencias. El silencio es contra el alcalde de Valledupar, Mello Castro, y la ministra del Interior, Alicia Arango.

Pero ayer en horas de la mañana, Lot Villazón decidió romper el silencio, manifestando que no hay intenciones de retirarse del lugar. “Las autoridades locales y nacionales no han tenido, durante dos años, en una peregrinación que no llega a su fin. Pedimos la posesión protocolaria como Cabildo Gobernador y el registro en el Ministerio del Interior”.

Asimismo, piden disculpa a los vallenatos por las molestias causadas, y a su vez consideran que el alcalde Mello Castro ha sido indolente con los indígenas, quien debe cumplir con lo que rezan las leyes.

Génesis Maestre Arias, autoridad jurídica del cabildo indígena de Chiskuinya del territorio kankuamo, pidió respeto a sus derechos tal y como lo establece la Constitución Nacional, además de la ley de origen, el derecho propio y en especial de la Ley 80 de 1890, la cual establece en su artículo tercero, que el Alcalde municipal, gobernación no incurrirán en ninguna falta, ni mucho menos serán demandados, ya que este acto de posesión protocolaria, no es administrativo que pueda generar demandas jurídicas posteriores.

 “Es simplemente dar fe, ya que estos dos atributos configuran en nuestras comunidades, en nuestra parcialidad indígena que lo ha decido voluntariamente, y además, ha cumplido con cada uno de los requisitos y formalidades legales, que existe en nuestros Estado de derecho. Somos indígenas que tenemos una ideología basada en el respeto, en la madre tierra, en la paz y en la tranquilidad”.

Aclaró que en el territorio kankuamo no hay conflicto, se vive en armonía junto a los hermanos mayores que siguen a Jaime Arias. “Pedimos respeto, nos basamos en nuestra Ley 80 de 1890, en la circular 15 que emite el Ministerio del Interior, para las alcaldías municipales y gobernaciones departamentales, simplemente dándole claridad para  que cumplan un paso protocolario, ser testigos de lo que ya la comunidad decidió.