Diario del Cesar
Defiende la región

Trump viaja a Vietnam para su segunda cumbre con Kim Jong Un

254

El presidente Donald Trump partió ayer de Washington hacia Vietnam para su segunda cumbre con el líder norcoreano Kim Jong Un, poco después de haber llamado de nuevo a la desnuclearización de Corea del Norte.

Poco antes de salir de la Casa Blanca, Trump se mostró optimista sobre la que espera sea una “fantástica cumbre”. “Con la completa desnuclearización, Corea del Norte se convertirá rápidamente en una potencia económica. Sin ella, será más de lo mismo”, tuiteó.

Trump tiene previsto encontrarse con Kim el miércoles y jueves en Hanoi, ocho meses después de su primera cita en Singapur, donde ambos líderes alcanzaron un acuerdo simbólico.

En un evento el domingo en la Casa Blanca, Trump parece haber querido rebajar las expectativas de un gran logro en la segunda cumbre de Hanoi y apuntó que las sanciones impuestas por los ensayos nucleares y de misiles de Pyongyang seguirán vigentes.

“Las sanciones siguen en pie. Todo sigue en pie, pero tenemos una sensación especial y creo que va a llevar a algo realmente muy bueno. Aunque quizás no”, dijo al mandatario estadounidense.

“No quiero apurar a nadie. Simplemente no quiero más ensayos. Mientras no haya más ensayos, estaremos felices”.

Pyongyang insiste en que ya tomó esas medidas y que no ha llevado a cabo pruebas de misiles balísticos o armas nucleares en más de un año, y que destruyó las entradas de su sitio de ensayos nucleares.

El avión presidencial estadounidense, el Air Force One, despegó de la base de Andrews, cerca de Washington, a las 12H34 locales (17H34 GMT).

Se espera que Trump llegue a la capital vietnamita el martes por la tarde.

 

CASO CHINA

El presidente estadounidense, Donald Trump, afirmó  que planea una cumbre con el presidente chino, Xi Jinping, para la firma de un acuerdo comercial que ponga fin a las disputas comerciales entre ambos países.

“Vamos a tener una cumbre para la firma”, dijo Trump durante una reunión con los gobernadores. “Así que ojalá que podamos completar esto, pero estamos muy, muy cerca”, agregó.

El fin de semana, Trump anuncio que retrasará la entrada en vigor de un aumento de los aranceles a 200.000 millones de dólares en productos chinos tras un “avance sustancial” en las negociaciones comerciales entre ambos países.

China reaccionó a las declaraciones y la agencia oficial Xinhua citó “progresos significativos” en las negociaciones entre los dos países.

La semana pasada se cerró la cuarta ronda de diálogos para poner fin a una disputa comercial entre ambos países después de la tregua de tres meses pactada entre los mandatarios de los dos países a finales de noviembre.

Trump ya había mencionado en varias ocasiones la posibilidad de retrasar la fecha límite del 1 de marzo para alcanzar un acuerdo comercial y no subir los aranceles de 10 a 25% a importaciones chinas por valor de 200.000 millones de dólares.

En su cita con los gobernadores el domingo, Trump adelantó que “si todo va bien”, se esperan “grandes noticias la próxima semana o la siguiente”.

Los funcionarios y economistas en todo el mundo están atentos al desarrollo de las negociaciones ya que una guerra comercial golpearía con fuerza las ganancias de las empresas, subiendo los precios para los productos importados y lastrando las ventas para los exportadores.

Este escenario podría perjudicar el comercio global si no se logra un acuerdo.

El lunes, Wall Street abrió en alza tras el anuncio del prolongamiento de la tregua, siguiendo la tendencia que marcaron más temprano las bolsas asiáticas.