Diario del Cesar
Defiende la región

Vereda Sama Santa Isabel devastada por lluvias y los vientos huracanados 

161

POR NINOSKA REYES URDANETA 

La furia de la naturaleza de nuevo hizo estragos en el departamento del Cesar, esta vez la vereda Sama Santa Isabel del corregimiento de Media Luna, en el municipio de San Diego, quedó sin accesos, incomunicada, sin servicio de energía además de la destrucción total de los cultivos y afectaciones materiales a las viviendas del sector.

Alrededor de 18 parcelas están afectadas, donde los fuertes vientos acabaron también con árboles maderables como cedro, corazón fino, guacán y cañahuate, que por años se encargaron de conservar los campesinos de la zona. Hoy están derribados en el suelo y obstaculizando el paso hacia la zona.

Edilberto Vaquero, uno de los finqueros afectados, resaltó que el vendaval se registró la tarde del sábado, hay muchas  hectáreas  de cultivos en total devastación. La tormenta acabó el maíz, yuca, auyama, frijol, entre otros; además de dejar casas destechadas e inundaciones por el desbordamiento del río El Salao.

Dijo que en su caso perdió la cosecha de plátano que estaba por sacar y más de setenta árboles fueron derribados por los fuertes vientos huracanados. Para entrar y salir a la vereda ahora es imposible, todo está taponeado por los efectos que dejaron las corrientes de agua.

Exhortan al Gobierno municipal de San Diego a aportar soluciones al problema, ya que no se ha llegado a la parte más densa del problema, solo despejaron algunos accesos al corregimiento, pero en la vereda Sama la situación es caótica.

 “Hay familias atrapadas en sus fincas, al igual que los vehículos, no hay manera de salir, al punto que la noche del domingo sacaron en hamaca, y por las montañas, a una señora para recibir atención médica”, dijo otra de las afectadas.

 “NECESITAMOS AYUDA” 

Ricardo Corrales, propietario de una parcela, indicó por su parte, que la furia de la naturaleza se vio reflejada el fin de semana en la vereda Sama. “Hasta el día de ayer, pude llegar a la vereda, los destrozos son impresionantes, muchos daño a la naturaleza. Árboles grandísimos y de mucha edad se fueron a tierra, no hay vía, se llega solo a pie subiendo una montaña, la vía está totalmente perdida”, afirmó en medio de la gran decepción de haberlo perdido todo.

En su caso perdió los cultivos de plátanos, yuca y maíz, por fortuna la cría de aves y cerdos no resultó afectada, solo la infraestructura de las porquerizas perdieron el techo. Además de la destrucción de la terraza de la vivienda.

 “La situación es muy lamentable, necesitamos que nos ayuden para poder recuperarnos de estas pérdidas, además de buscar la manera de abrir espacios para poder ingresar a la verada, no hay vías”, dijo.

Se trató de establecer comunicación con la oficina de Infraestructura de la Alcaldía de San Diego, para conocer de las acciones a ejecutar, pero fue imposible hasta el cierre de esta edición.

EVALÚAN DAÑOS EN VEREDA LOS DESEOS 

Otra de las zonas que resultó golpeada el fin de semana por los torrenciales aguaceros, fue la vereda Los Deseos en San José de Oriente, municipio de La Paz, donde 28 campesinos igualmente lo perdieron todo y la zona está incomunicada por el taponamiento de las vías.

En tal sentido, la Oficina de Gestión del Riesgo del municipio de La Paz, acudió al lugar para atender la emergencia por el fuerte vendaval que sacudió esta zona de la Serranía del Perijá, informó Carlos Villamizar.

Explicó que se está desarrollando un trabajo de evaluación para determinar daños y población afectada, además de coordinar acciones para el despeje de las vías, labor que se lleva a cabo con el apoyo de la Defensa Civil, Ejército, Cuerpo de Bomberos y la Policía.